La casa de los Diablos Rojos empieza a tomar forma

play
Estadio de los Diablos tendrá el pasto artificial (2:03)

El nuevo estadio de los Diablos Rojos del México estará a la altura de las Grandes Ligas y contará con pasto artificial (2:03)

MÉXICO -- El Rey de los Deportes está por trasladarse a un nuevo hogar en la Ciudad de México. En la Magdalena Mixhuca, las obras no cesan, las máquinas suenan en todo momento, mientras las grúas transportan materiales, al tiempo que la nueva casa de los Diablos Rojos del México empieza a tomar forma.

Será en el tercer trimestre de este 2017 cuando se inaugure oficialmente el nuevo inmueble de la pelota caliente en la Ciudad de México, que tendrá un costo de 60 millones de dólares y en el que se planea que en un futuro, aspire a albergar juegos de Grandes Ligas. Al menos es el deseo de Alfredo Harp Helú, dueño de los Diablos.

“Es un estadio con capacidad de 12 mil espectadores con posibilidad de ampliación, así está diseñado, no solamente para el béisbol, que es el objetivo principal, sino como también otro tipo de eventos, como pueden ser conciertos. Tenemos unas características arquitectónicas importantes de este estadio, que lo hace diferente a otros de béisbol y buscamos que se equipare a los estadios, si no en capacidad, sí en instalaciones, a los estadios de béisbol de Grandes Ligas”, explicó a ESPN el Ingeniero Felipe Díaz de León, quien está al frente de la obra en la que trabajan mil personas divididas en dos turnos.

El nuevo hogar de los Diablos estará ubicado en la Ciudad Deportiva, cerca de la curva uno del Autódromo Hermanos Rodríguez y contará con pasto sintético, que ya fue aprobado tanto por arquitectos, directivos, jugadores y hasta con las exigencias de Grandes Ligas.

“Lo que Don Alfredo está buscando es que el béisbol en México se tiene que fortalecer y se busca darle una inyección porque hay buenos estadios y este estadio es una inyección al béisbol mexicano, a los beisbolistas mexicanos y a toda la Ciudad México”, agregó Díaz de León.

Por el momento, la obra sigue su curso y ya están colocadas gran parte de las gradas en su primer nivel, con lo que continuarán con los más de 20 palcos y el segundo nivel del graderío. El inmueble también tendrá más de 600 cajones de estacionamiento y contará, entre otras cosas, con gimnasios para ambos equipos, restaurantes, área de spa, jacuzzis, oficinas, bodegas y una pantalla gigante que estará ubicada en el jardín central.

Una de las fases cruciales de la obra está a unos días de distancia, con la colocación del techo, lo que requerirá una grúa especial, “que es una de las pocas que hay en México, porque tiene una capacidad de 3 mil 500 toneladas, se usa en las plataformas de Pemex, no es para edificios”, de acuerdo al Ingeniero.

La construcción está a cargo de la firma ADTEC, que cuenta con la experiencia de haber realizado el Estadio Chivas, el Foro Sol y el Autódromo Hermanos Rodríguez, y ahora trabaja en este inmueble para entregar un moderno parque de pelota que fungirá como la nueva casa de los Diablos.