Holyfield: Le tenía más miedo a mi mamá que a Tyson

La pelea de la mordida de Tyson a Holyfield es una de las más recordadas en la historia del boxeo. John Gurzinsky/AFP/Getty Images

BAKÚ - Evander Holyfield demuestra mucha alegría cuando hoy se le pregunta por Mike Tyson, y como no si para él la película terminó en final feliz y no en pesadilla, pero cada vez que habla de ello, suele aderezar un poco más la historia, como por ejemplo este domingo, que en la bienvenida de la Convención Anual 55 del Consejo Mundial de Boxeo, dijo que le tenía más miedo a su madre, que al propio 'Iron Mike'.

Holyfield estuvo acompañado de un gran número de figuras en el primer evento público de esta reunión anual que esta ocasión se realizada en la fascinante ciudad de Bakú, capital de Azerbaiyán en Eurasia. Bernard Hopkins, Kostya Tszyu, Carlos Zárate, Yuri Arbachakov, Azumah Nelson, Srisaket sor Rungvisai, Cristina Hammer y Viktor Postol también se dieron cita.

"Ya nos habíamos enfrentado en amateur cuando él tenía 17 y yo 21. La gente me decía que tenía miedo, pero no, de la única persona que tenía miedo es de mi mamá, porque cuando ella me golpeaba yo no podía regresarle ni un golpe", dijo Holyfield de manera agradable.

"Ya nos habíamos enfrentado previo a los Juegos Olímpicos de 1984, así que no le tenía miedo, y cuando llegó la pelea en 1996, la primera, me sentí tan feliz de tener la oportunidad de vencerlo, porque me decían que yo no era nadie si no le ganaba a Tyson y en la primera no sólo le gané sino que lo noquee", estableció Holyfield que sigue siendo un personaje que causa asombro en cada presentación.

Pero cuando habló de la segunda, de la pelea aquella de la mordida que la convirtió quizá en una de las tres peleas más inolvidables de la historia, Holyfield dijo que Tyson le recordó al momento en que su hermano, de niños, le mordía por miedo y así poder alejarse a buscar refugio en el regazo de su madre.

"La segunda pelea fue cuando me mordió, me mordió dos veces, y recordó cuando era niño, porque mi hermano me mordía cuando quería huir y corría hacia mi mamá para que me pegara, y fue lo mismo, me mordió y le dijeron que si lo hacía de nuevo lo iban a echar, y eso hizo, me mordió de nuevo, fue la manera más inteligente de decir que no quería estar ahí conmigo", sentenció Evander.

Durante esta presentación, los boxeadores dejaron ver que vienen a Azerbaiyán con la mentalidad de solucionar algunos temas con el Consejo Mundial de Boxeo, pero también para promover el boxeo profesional en esta región ubicada al Oeste del Mar Caspio y con fronteras con Rusia, Georgia, Armenia e Irán.