Expectativas divisionales para el boxeo 2018

play
Perspectivas para el boxeo en 2018 (2:02)

Gennady Golovkin, Saúl 'Canelo' Álvarez, Vasyl Lomachenko, Terence Crawford y Anthony Joshua aparecen en las prioridades de los fanáticos a la hora de medir sus expectativas para el nuevo año. (2:02)

El nuevo año renueva siempre las expectativas boxísticas y el 2018 no es la excepción.

En algunas divisiones habrá mayores esperanzas de ver grandes peleas que en otras, pero en general promete ser más animado que el 2017.

Saúl “Canelo” Álvarez, Vasyl Lomachenko, Terence Crawford y Anthony Joshua parece ser quienes tendrán el control de esas esperanzas, a partir de los rivales que enfrenten y los cruces que determinen los resultados de sus peleas. Por ese meridiano pasará lo bueno o lo malo del año que comienza.

LAS DIVISIONES MENORES

Las categorías más pequeñas (105,108 y 112 libras) viven momentos de transiciones y el nuevo año puede servir de laboratorio adecuado para que surja una figura de peso, como en su momento lo fue para ellas Román “Chocolatito” González.

Los asiáticos, especialmente los japoneses, siguen siendo las figuras a vencer en estas divisiones y las expectativas pasan por la posibilidad de que alguien pueda romper esa hegemonía. El mexicano Moisés Fuentes viajará en febrero a disputarle el título Mosca al invicto nipón Daigo Higa, mientras que este 31 de diciembre, el nicaragüense Carlos Buitrago tiene un duro desafío contra el campeón de peso Mínimo de la FIB, el también japonés Hiroto Kyoguchi.

En las 108 libras, el puertorriqueño Ángel “Tito” Acosta empieza el año como monarca OMB, en un título conquistado en su segundo intento tras su derrota contra otro japonés, Kose Tanaka, que abandonó la división y buscará el cetro de las 112 en el 2018. Otras esperanzas en estas categorías, para las expectativas latinas, pasan en 105 por el nicaragüense Byron Rojas, el panameño Leroy Estrada, en Minimoscas con el venezolano Carlos Cañizales, en Moscas el nicaragüense Cristofer Rosales o el mexicano Francisco "Chiuas" Rodriguez Jr. que viene en racha positiva, ganando todo en el 2016 y el 2017.

SUPERMOSCAS, GALLOS Y SUPERGALLOS

El choque entre Srisraket Sor Rungvisai y Juan Francisco “Gallo” Estrada será el verdadero barómetro para las 115 libras. La que promete ser un peleón marcará el futuro de esa división, a lo que se suma el regreso de “Chocolatito” González y la permanencia o no en esta división de Naoya Inoue.

En 118 libras la atención se concentrará en Luis Nery que debe enfrentar nuevamente a Shinsuke Yamanaka y una posible unificación entre el doble campeón irlandés (AMB-FIB) Ryan Burnett y el británico Jammie McDonell campeón regular de la AMB.

A eso debe sumarse la nueva aventura del eterno argentino Omar Narváez, que en febrero a sus 42 años va por un nuevo título, esta vez contra el monarca OMB, el sudafricano Zolani Tete.

En las 122 libras hay dos expectativas obvias. Por un lado la anunciada intención del hombre a vencer en esta división, el monarca CMB, Rey Vargas, de unificar todos los títulos y la posibilidad de que el cubano Guillermo Rigondeaux busque en su peso natural un nuevo aire en su carrera.

PLUMAS, SUPERPLUMAS Y LIGEROS

Nuevamente los Plumas serán una de las divisiones estrellas en 2018. Todas sus peleas son de indudable atractivo, como también lo serán los cruces pactados y aquellos que aún no figuran en agenda. Bastan los nombres en las 126 libras para que cada combate sea esperado como una gran atracción: Óscar Valdez, Leo Santa Cruz, Ábner Mares, Gary Russell, Carl Frampton, Nonito Donaire y Lee Selby, encabezan esa lista.

Ya en las 130 libras, todo pasará por la gran figura de 2017, Vasyl Lomachenko y las decisiones que tome con su carrera, así como los rivales que decida enfrentar. En el otro lado, hay que aguardar que ocurre con la otra figura de peso en la categoría: Miguel Berchelt.

Finalmente en los ligeros, apenas Jorge Linares cumplirá en lo inmediato el papel de animador, hasta que también decida irse a las 140. Mikey García parece decidido a seguir en la siguiente división y Terry Flanagan ya se fue ocupando el primer lugar entre los clasificados de la OMB en esa categoría.

SUPERLIGEROS, WELTERS Y SUPERWELTERS

En 140 libras, la salida de Terence Crawford abandonando sus cuatro cinturones ha propiciado para este 2018 una carrera áspera en busca de esos cetros. Mikey García parece ir a la búsqueda de ocupar ese espacio vacío, mientras que el inglés Flanagan puede ser su sombra junto al cubano Rances Barthelemy que va detrás del cetro AMB.

En los Welters hay mucha cosa por esperar en este 2018, empezando por la llegada Terence Crawford, o el argentino Lucas Matthysse con derecho a pelea de título (AMB) tan temprano como el mes de enero, la presencia de Erroll Spence Jr, el regreso de Keith Thurman, lo que pueda ocurrir con el australiano Jeff Horn, las incógnitas con Danny García que tiene pelea pactada con Brandon Ríos y la esperanza siempre latente de que Manny Pacquiao siga boxeando.

En 154 libras hay poco para esperar, suena difícil un cruce entre Erislandy Lara (AMB) y Jermell Charlo (CMB). Si suena atractivo una posible unificación entre Charlo y Jarret Hurd (FIB), al igual que una posible batalla entre Sadam Ali (OMB) y el británico Kell Brook. Habría que sumar a cualquier ecuación, al argentino Brian Castaño –campeón regular AMB–, que en la teoría no parecer tener muchas posibilidades de crecer en 154 libras.

MEDIANOS Y SUPER MEDIANOS

En los medianos toda la atención se la lleva la revancha entre Saúl Álvarez y Gennady Golovkin posiblemente en el primer sábado de mayo y lo que suceda después con el vencedor.

¿A quién enfrentará? Billy Joe Saunders, tras su victoria sobre David Lemieux, se metió en la discusión, pero su estilo técnico-elusivo, quizás, sea razón suficiente para evitarlo.

Sus posibilidades pasan por ir contra el japonés Ryota Murata (AMB) o el estadounidense Daniel Jacobs, pero ya avisó que no desea enfrentarlo. Lo dicho, los medianos son Canelo-GGG y más nada.

En los Supermedianos, al menos en esta parte del planeta, la figura a vencer sigue siendo Gilberto “Zurdo” Ramírez (OMB) y el campeón emergente a seguir con atención, es el mexicano David Benavidez (CMB).

SEMIPESADOS, CRUCEROS Y PESADOS

En los Semipesados lo esperado no es misterio. Que de una buena vez el haitiano Adonis Stevenson enfrente al colombiano Eleider Álvarez o deje libre ese título CMB que hace demasiado tiempo tiene secuestrado. Ya regresó y es campeón Sergey Kovalev y en su futuro lo más importante parece ser una unificación de su título OMB con el vencedor de la pelea entre Sullivan Barrera y el ruso Dmitry Bivol por el cetro AMB. En esta división, hay una ligera posibilidad de que Andre Ward salga del retiro. Al menos, ya hizo saber de su aburrimiento por estar lejos del ring.

En los Cruceros, toda la expectativa está centrada en la definición del torneo que reunió a los mejores con muy buen éxito y en los pesos Pesados, sin duda, en un posible duelo entre Anthony Joshua y Deontay Wilder. No obstante eso, habrá buenas peleas Wilder-Ortiz o Joshua-Parker y una batrayente expectativa sobre el retorno del británico Tyson Fury a los ensogados.