Clembuterol será arma burocrática para Abel Sánchez contra Canelo

play
Mínimo nivel de clembuterol en Canelo (2:46)

El preparador Memo Heredia explica qué es el clembuterol y qué significa el nivel encontrado en Canelo Álvarez. (2:46)

Una vez conocido el positivo de Canelo por clembuterol, hubo todo tipo de reacciones. Una de las más esperadas era la del equipo de Genaddy Golovkin, debido al escaso tiempo para esa segunda pelea entre ambos. Tom Loeffler y Cía, en principio, se reservaron su opinión, pero revelaron que van a acatar lo que la Comisión Atlética de Nevada y los organismos internacionales digan al respecto. Bien dicho, esa fue su primera reacción. Pocos creíamos que Abel Sánchez, el entrenador de GGG, se quedaría callado y tuvimos razón, "no se quedó callado".

Más que eso, fue duro en sus apreciaciones, aprovechó a cobrarle cuentas a sus recientes encontronazos con Saúl Álvarez, le cobró supuestos favoritismos a la Comisión Atlética de Nevada y la atmosfera de su reacción no trasluce un total convencimiento de que Canelo no haya utilizado alguna sustancia prohibida para mejorar su rendimiento.

De acuerdo con Yahoo Sports, según un artículo publicado en la página online de CBS Sports, Abel Sánchez "considera que la Comisión Atlética del Estado de Nevada favorece a Álvarez". El entrenador de GGG, "señaló que a Canelo se le permitió usar la técnica de envoltura manual conocida como "apilamiento" - superposición de gasa y cinta en la mano - en el primer combate realizado en septiembre de 2017".

Abel Sánchez aprovechó también a citar decisiones de puntuación anteriores en Nevada, las cuales siempre parecieron inclinarse más hacia Álvarez, pese a sus pobres desempeños.

Con respecto a las pruebas positivas en el control realizado al peleador mexicano, de acuerdo con el artículo, si bien Sánchez "no descarta por completo la afirmación de que Álvarez no pasó las pruebas debido al consumo de carne contaminada en México, él espera que la comisión realice una investigación exhaustiva y justa. Para Sánchez, "este es un evento lo suficientemente grande como para que la comisión necesite investigar seriamente todo lo que sucedió en el pasado", exigió.

"Yo sé que nunca (Canelo) ha dado positivo antes de esto, pero el Clenbuterol no es algo que empiezas a usar por capricho. Hay personas que son tramposas y él lo es. Sin embargo, yo no digo que no sea la carne de res la responsable, pero hagan una investigación profunda, porque simplemente no comienzas de repente a usar eso".

UN ANTES Y UN DESPUES PARA LA COMISION DE NEVADA

No hay dudas que la controversial Comisión Atlética de Nevada tiene un nuevo culebrón entre las manos. Un problema serio y donde una vez más su credibilidad será puesta a prueba. El evento del 5 de mayo será el más importante del año y una de las partes involucradas (GGG), aprovechará en todo lo que pueda esta situación para favorecer sus intereses.

Esa declaración de Abel Sánchez, es solo el comienzo de la pelea burocrática. Pondrán presión, pondrán en duda la inocencia de Canelo, traerán al presente todas las polémicas del pasado y obligarán a que durante estos dos meses previos a la pelea el tema no se enfríe. Serán, ante los ojos de la fanaticada, las víctimas de esta situación y pondrán a Canelo en la pura defensiva: bajo escrutinio, bajo sospecha y obligado a demostrar lo que quizás sea imposible de demostrar. No olvidemos que aún todo no pasa de una pura especulación encima de lo que en principio, sería una simple ingestión de carne contaminada.

Sánchez ya dejó saber que a "Canelo" Álvarez lo considera un tramposo, eso implícitamente es una acusación que insinúa mucho más de lo que dice. Sánchez acusa a la Comisión Atlética de actuar de manera sesgada, favoreciendo al mexicano y para ello acude a un argumento contundente como el tipo de vendaje que se le permitió utilizar al tapatío.

En ningún momento el entrenador de Golovkin, puso énfasis en la posible inocencia de Canelo, por el contrario el énfasis fue puesto en la imperiosa necesidad de que se realice una investigación profunda, especialmente de "lo que sucedió en el pasado". ¿Qué significa esa expresa mención al pasado? ¿Tal vez la pelea anterior? Si así fuera hay que esperar con mucha expectativa, la respuesta de Golden Boy Promotions a estas declaraciones y luego, lo más importante, las acusaciones e insinuaciones que se haya guardado en la manga el entrenador de GGG.

¿Aprovechará a recordar en sus insinuaciones la absurda puntuación a favor de Canelo de la jueza Adelaide Byrd, para darle énfasis a sus acusaciones de favoritismo contra la Comisión de Nevada? El duelo verbal entre Sánchez - Canelo ha sido explosivo, duro, y hubo palabras que ahora, bajo la influencia del clembuterol, pierden su contexto original y en el mismo Sánchez es el gran privilegiado.

Canelo se vanaglorió que no sintió el supuesto poder de Golovkin en la primera pelea y prometió con mucha firmeza que lo noquearía en la segunda. Afirmación y promesa son combustible para los que desconfían de su inocencia en este caso. No obstante, ¿le alcanzará el "ácido verbal" a Abel Sánchez para incluir al clembuterol cada vez que tenga que responder sobre las afirmaciones de Canelo? No es posible adivinarlo, pero la presunción es que insinuaciones - al menos - no faltarán. La elocuencia que le elogiamos a Canelo en la reciente conferencia en Los Ángeles, quizás, le empiece a jugar en contra al mexicano bajo esta nueva y dramática realidad.

El juego está abierto y el fallo en el control antidoping le ha dado una herramienta poderosa a Abel Sánchez para empezar a ganar la batalla verbal. Y cuidado, no es poca cosa. El culebrón del clembuterol va a poner presión en todos los actores. Púgiles, jueces, referí, Comisión Atlética de Nevada, entrenadores, fanáticos, prensa y cualquier persona involucrada. No tengo dudas que el entrenador de GGG se encargará que esa presión no muera. Sus recientes declaraciones no hacen más que avalar esa presunción. Ese clima jugará de manera negativa sobre la preparación física de Canelo y por sobre todas las cosas, encima de su control mental.

Al drama del equipo de Canelo para superar esta situación, se suma la cuota parte que le corresponde a la Comisión de Nevada y el papel delicado que le corresponde en esta historia. Una comisión bajo ataque permanente por decisiones controversiales y que al autorizar la pelea de Connor McGregor contra Floyd Mayweather demostró que para ella, el show, el negocio, estaba primero que la esencia deportiva.

El tema Canelo la pondrá a prueba. O se comporta como un órgano serio de control y actúa con consecuencia o termina de convencernos que el circo de Las Vegas, para el mundo del boxeo, definitivamente es otro mundo, con sus propias reglas. No hay dudas, serán dos meses apasionantes previo a la pelea del 5 de mayo.