'Mikey' Garcia conquista título Superligero con victoria sobre Lipinets

Miguel Ángel “Mikey” García se convirtió en tetracampeón del mundo y con una sólida exhibición ante miles de aficionados en el Freeman Coliseum de San Antonio, Texas.

Esta vez, ante Sergey “Samurai” Lipinets, el méxicoestadounidense se consagró como campeón Superligero de la Federación Internacional de Boxeo al llevarse una amplia decisión unánime a su favor.

Luego de 12 episodios y derribar en el séptimo a Lipinets, Garcia se llevó calificaciones de 116-111, 117-110 y 117-110 para sumar un título más a su exitosa carrera, en la que ha conquistado cetros ya en peso Pluma, Superpluma, Ligero y Superligero.

Garcia tuvo que echar mano de su mejor repertorio, respetó la dureza y la jerarquía de Lipinets, pero también fue disciplinado en el desarrollo de la pelea al apegarse a su estrategia, que al final le abrió el espacio al triunfo de manera clara, pese a que se llevó un par de sustos en la parte intermedia de la batalla.

“Es un gran sentimiento. Quiero agradecer antes a toda la gente en San Antonio. Es un gran logro para mí, me siento muy emocionado. Esto es otro capítulo en el boxeo, espero que el boxeo recuerde bien a la familia Garcia en los próximos años”, dijo un emocionado Mikey.

El nuevo tetracampeón aseguró que lo mismo tiene opciones en 135 libras que en las 140 y hasta en las 147 hacia el futuro.

Sobre Lipinets, Garcia señaló en su charla con Showtime: “Vino como esperaba, muy duro. Tuvimos que trabajar con ángulos, el jab, los pies. Es muy peligroso con su mano izquierda, tuvimos cuidado, pero la estrategia nos funcionó.

“(En la caída) me conectó, pero yo le pegué más fuerte y se fue. Estaba peleando con un hombre más grande, debía tener cuidado”, agregó.

Con este resultado, García mejoró a 38-0 con 30 nocauts, mientras que Lipinets, quien cayó por primera vez en su carrera, se quedó con 13-1 y 10 cloroformos.

García ostenta actualmente también el cetro Ligero del Consejo Mundial de Boxeo.

En la pelea Semifinal, el bielorruso Kiryl Relikh dio la sorpresa y dominó ampliamente al cubano Rances Barthelemy para agenciarse el vacante cetro Superligero de la Asociación Mundial de Boxeo luego de 12 episodios para alcanzar calificaciones de 117-110, 118-109 y 118-109.