Racing Point, volver a la estabilidad de ser 'best of the rest'

Estamos de acuerdo: Racing Point F1 Team no es el nombre de equipo más creativo en la historia de la Formula 1, pero este no es un concurso de popularidad sino de velocidad, y Racing Point con Sergio Pérez la ha demostrado.

El año pasado fue una dura temporada de cambios estructurales: crisis económica que llevó al traspaso del equipo a Lawrence Stroll, multimillonario canadiense que ahora tienen la mayoría de acciones. Su hijo, Lance, estará a los mandos de uno de los dos monoplazas. El otro estará en las manos de Sergio Pérez, el piloto mexicano que más podios dio en su historia a Force India (que ya es historia) y que ahora, a lado de los canadienses, buscará de nuevo ser ‘the best of the rest’ (el mejor del resto).

No pareciera mucho y hasta se podría calificar de objetivo mediocre. Pero considerando las realidades económicas de la F1, pelear por podios y vencer en ese campeonato alterno que se arma al margen de Ferrari, Mercedes y Red Bull, no solo es una cuestión de presumir ser ‘el mejor de los mortales’. Luego de que coman los grandes, el siguiente en la mesa del festín del dinero es el que quede detrás de ellos. Así que es cosa de dinero. Y el dinero en la F1 importa, y mucho.

El año pasado quedaron séptimos, y eso que reiniciaron con cero puntos a media temporada. Esta campaña estarán en la batalla, aunque no parten como favoritos para ser cuartos, si tomamos en cuenta las cifras de pretemporada.

No olvides dar click en las fotos para leer la información.