A 25 años de la conquista olímpica dorada del 'Golden Boy'

A 25 años de la conquista del oro en los Juegos Olímpicos de Barcelona, el mexicoestadounidense Oscar de la Hoya recordó lo que significó subir a lo más alto del podio aquél 8 de agosto de 1992.

“De todo lo que me ha pasado en la vida deportiva, la medalla de oro ha sido lo máximo, porque conquisté campeonatos, he triunfado como promotor, pero, para mí, haber capturado la medalla de oro en Barcelona 1992 fue lo más grande”, aseguró la Hoya.

El ahora promotor, quien se convirtió en el primer peleador en ganar campeonatos en seis divisiones diferentes, dijo que, pese a los logros, las conquistas y los millones de dólares en su cuenta bancaria, la presea dorada que se colgó al cuello hace 25 años significó cumplir la promesa que le había hecho a su madre, Cecilia, quien falleció meses antes tras perder la batalla contra el cáncer.

“(La medalla) es lo más importante, porque fue algo que le había prometido a mi madre y se lo cumplí”, añadió De la Hoya.

Tras la conquista olímpica, el púgil llegó al continente americano conocido ya como “Golden Boy” y así dio inicio a una fulgurante carrera que, en un momento, lo llevó a ser considerado uno de los mejores del ranking libra por libra.

En su camino al metal dorado en la justa veraniega catalana, De la Hoya tuvo que ganar cinco combates.

Se presentó el 30 de julio con victoria sobre el brasileño Adilson Silva por detención en el tercer episodio para luego dar cuenta del nigeriano Moses Odion por la vía de los puntos.

En Cuartos de Final, Oscar dio cuenta del búlgaro Toncho Tonchev también por la vía de los puntos y una vez en Semifinales, donde ya tenía garantizada una medalla, eliminó al coreano Hong Seong-Sik para acceder a la Final del peso Ligero.

Ahí, De la Hoya venció por decisión a Marco Rudolph y se consagró con el campeonato olímpico.

En noviembre de ese 1992, De la Hoya debutó profesionalmente y para marzo de 1994, conquistó su primer cetro mundial, el Superpluma de la Organización Mundial de Boxeo, para luego conquistar los de peso Ligero de la OMB y de la Federación Internacional de Boxeo, el Superligero del Consejo Mundial de Boxeo, el Welter CMB, el Superwelter CMB y de la Asociación Mundial de Boxeo y el Mediano de la OMB.

Oscar se retiró en 2008 con marca de 39-6 y 30 nocauts y con una carrera en la que sólo reafirmó la calidad que demostró en un inicio con la conquista más importan de su vida.