Cleveland Browns piden mesurar expectativas para la temporada

CLEVELAND -- Los fanáticos se apresuran para asegurar sus entradas, jerseys, y ver por primera vez a Odell Beckham Jr.

Apenas es mediados de marzo u la ciudad de Cleveland está envuelta en un frenesí. las expectativas para la próxima temporada, que ya eran enormes antes de que el equipo adquiriera en canje a Beckham, han salido de control.

El gerente general de los Browns, John Dorsey, intenta dimensionarlas.

¿Super Bowl? Esperen un poco, chicos.

"Expectativas, escucho mucho de eso, pero esto sí lo sé: los buenos equipos de fútbol americano, ellos ganan en el otoño", dijo Dorsey este jueves, un día después de que los Browns amarraran oficialmente a Beckham en un canje con los New York Giants que definirá a la franquicia. "Lo que hemos hecho aquí es que hemos sumado algo de talento. Ahora, la parte de la química debe imponerse.

"Los equipos ganan en el otoño, no ganan en marzo, y esos son los buenos equipos".

Ha construido uno muy bueno, al menos sobre el papel.

>

Dorsey, quien ha transformado a los Browns desde un equipo sin triunfos hasta ser contendientes en apenas más de un año, esperaba realizar algunos movimientos en el receso de temporada para mejorar su plantilla. No obstante, cuando recientemente dijo en el Combinado de Talento de la NFL que no estaba preparado para "ir por todo", parecía que esperaría hasta el draft para añadir talento.

Eso cambió con la sorpresiva adquisición de Beckham, una de las mayores estrellas de la NFL, junto con el cazador de quarterbacks de Pro Bowl, Olivier Vernon, en un canje con New York, así como la firma del tackle defensivo Sheldon Richardson a un contrato por tres temporadas y 36 millones de dólares. Dorsey también realizó algunos otros movimientos para tapar huecos.

Como ha sido su costumbre, Dorsey nunca mostró sus intenciones.

"Presentamos nuestros planes a su tiempo", explicó Dorsey. "Al final del día, hemos sido consistentes en decir que vamos a tratar de crear composición en tantas posiciones como podamos de cara al campamento de entrenamiento. Con la adición de ciertos jugadores que hemos adquirido, creo que seremos competitivos y trataremos de intentar empezar a ser competitivos en la AFC Norte".

Los Browns no se han metido a los playoffs desde el 2002, cuando se creó la división. Por la mayor parte de los últimos 20 años, han estado en el fondo, aplastado por equipos poderosos en Pittsburgh, Baltimore y Cincinnati.

Pero con los Steelers y Ravens reducidos por el éxodo de temporada baja, y Cincinnati comenzando de nuevo, los Browns han sido señalados por algunos como el equipo a vencer en el Norte.

Imaginen eso.

Dorsey insiste en que su racha de movimientos de temporada baja no fue influenciada por algo externo.

"Lo que hemos intentado hacer aquí es sumar a algunos buenos jugadores al equipo, y luego vamos a competir y veremos cómo puede conjuntarse el grupo e ir a conseguir las metas que se han trazado y que el head coach ha trazado para ellos", explicó el ejecutivo. "Ese no fue el plan".

La euforia que rodea a los Browns ha convencido todavía más a Dorsey que Freddie Kitchens es el coach adecuado.

El primer empleo de Kitchens como head coach --a cualquier nivel-- le requerirá no solamente la estrategia y el desarrollo de jugadores, sino administrar personalidades fuertes como Beckham, el quarterback Baker Mayfield y el receptor abierto Jarvis Landry.

A Dorsey no le preocupa Kitchens.

"Freddie es uno de esos individuos que amo porque es tan franco y honesto", dijo Dorsey. "Es directo. Va a poner altas expectativas. Existe ese nivel de responsabilidad. Hará responsables a los jugadores".

Tres veces elegido al Pro Bowl y uno de los jugadores más emocionantes, Beckham arriba a Cleveland con un currículo brillante, manchado por algunas actitudes. Puede ser una distracción que divide.

Luego de firmarlo por cinco años y 90 millones de dólares en agosto, los Giants aparentemente se cansaron de Beckham y lo traspasaron.

Dorsey tiene confianza de que Beckham será todo lo que esperan los Browns.

"Sé que Odell es muy apasionado, sé cuán competitivo es y sé que puede ayudar a este equipo", explicó Dorsey. "Si tienes la posibilidad de adquirir a un tipo así, ¿sabes qué? la tomas".