Dos caras de Madrid y uno de ellos repetirá en La Final

play
Así se vivió el gol de la victoria de CR7 (1:05)

Ciro Procuna nos muestra el gol que le dio la victoria al Real Madrid en Milán. (1:05)

MADRID -- Cardiff no verá una reedición de la final de Milán en que el Real Madrid venció en la tanda de penales a su vecino, el Atlético de Madrid, para proclamarse Campeón de Europa por undécima ocasión. Pero verá a uno de sus finalistas repetir en el partido grande.

El sorteo de semifinales de Champions League celebrado este viernes en Nyon ha dejado emparejados a los dos grandes de la capital española, Real Madrid y Atlético, que por quinta ocasión en la historia tendrán que verse las caras en un derbi continental, la tercera en fase de eliminatoria.

La ida se disputará el martes 2 de mayo en el Santiago Bernabéu y la vuelta tendrá lugar en el Vicente Calderón el miércoles 10. El choque asegura la presencia de uno de los finalistas del año pasado en la última batalla por la Orejona ante el ganador de la eliminatoria entre la Juventus y el Mónaco del próximo 3 de junio.

Para el Atlético es una oportunidad más de revancha. Para el Madrid, un difícil obstáculo hacia la historia.

El conjunto merengue se ha convertido en el peor verdugo del Atlético de Madrid en Europa, pues cada que se ha cruzado en su camino le ha frustrado la oportunidad de llevarse su primer título en la máxima competición continental. Sucedió en su primer choque continental, en la semifinal de la campaña 1958-59, en que el Real Madrid salió vencedor por 2-1 después de que se jugara un partido de desempate, y acabó llevándose su cuarto título consecutivo al vencer al Stade de Reims en la final.

Tras más de medio siglo sin ‘estorbarse’ en Europa, Madrid y Atlético se vuelven a encontrar en la lucha por la Orejona por cuarta temporada consecutiva.

En 2013-14, el Real Madrid infligió un duro golpe a un Atlético que disputaba su primer final en 40 años. Los merengues levantaron la ‘décima’ gracias a una victoria por 4-1 en tiempos extra. El partido acabó por consagrar a Sergio Ramos como el hombre-milagro del minuto 93, momento en que marcó el empate 1-1 forzando la prórroga.

Al año siguiente, en la campaña 2015-16, los colchoneros se quedaron con las ganas de vengarse. La cita en esa ocasión fue en cuartos de final, fase en que quedaron fuera del torneo cuando el entonces delantero merengue Javier ‘Chicharito’ Hernández marcó el único gol de la eliminatoria a dos minutos del final en la vuelta disputada en el Bernabéu tras un empate 0-0 en la ida.

Pero de todas la que más ha dolido a los rojiblancos ha sido la última, en la final disputada en Milán el 28 de mayo de 2016. Esta vez fue en la tanda de penales, luego de un empate 1-1, cuando Cristiano Ronaldo marcó el gol decisivo después de que Juanfran Torres errara el último lanzamiento rojiblanco.

En cuanto al conjunto merengue, se trata de otro reto de gran dificultad en su intento por convertirse en el primer equipo en refrendar el título desde que se adoptó el actual formato de Champions League en 1992.

Busca, además, igualar al Milan como el equipo que más finales ha disputado desde entonces, con seis en total – y, de paso, ser el primero en ganarlas todas ya que no ha perdido una sola de las cinco finales que ha disputado en los últimos 25 años.

El derbi europeo constituirá el noveno choque entre equipos del mismo país en la ronda de semifinales en lo que va del siglo XXI; el cuarto con equipos españoles. La última ocasión que sucedió fue en la campaña 2010-11, cuando Barcelona logró clasificarse a la gran final tras vencer al Real Madrid por un global de 3-1.