Real Madrid se vuelve a sentir favorito en la Champions

play
Champions League: ¡No te pierdas los increíbles emparejamientos de octavos de final! (0:57)

El sorteo de octavos de la UCL cruzó al Atlético de Madrid con Juventus, equipo que ha tumbado al club rojiblanco en cuatro ediciones en esta competición. El Barcelona y Real Madrid tuvieron más fortuna. Liverpool y Bayern, choque de pesos pesados.   (0:57)

MADRID -- Real Madrid viajará a Ámsterdam para enfrentarse al Ajax en los octavos de final de la Champions League el próximo miércoles en el mejor momento de la temporada y con el crédito restaurado como uno de los favoritos al título.

El vigente Campeón de Europa ha afinado motores justo a tiempo para hacer frente a su torneo predilecto tras una semana ‘mágica’ que lo ha visto salir vivo del Camp Nou en la eliminatoria de semifinales de Copa del Rey tras empatar 1-1 con el Barcelona, y tres días después, acudir al Wanda Metropolitano a dar un golpe a la Liga con una contundente victoria por 1-3 sobre el Atlético de Madrid.

Ambos resultados le han servido para afianzarse en un territorio inimaginable a mediados de diciembre, cuando aún inmerso en una crisis tras el cambio en los controles, cerraba la fase de grupos de la Champions League con una derrota por 0-3 ante el CSKA de Moscú.

Real Madrid llegó a estar fuera de los puestos de Champions League y a una distancia de diez unidades con respecto al líder apenas iniciar 2019. Pero después de hilar cinco victorias en Liga por primera vez en el curso, el conjunto merengue se ha colocado en la segunda posición a solo seis puntos del Barcelona, rebasando al Atlético en la tabla por primera vez desde finales de septiembre.

La buena racha merengue de siete partidos sin conocer la derrota en todas las competiciones le ha alcanzado, además, para llegar hasta las semifinales del torneo de Copa por primera vez en cinco años y tras el empate en el Camp Nou, mantiene vivo el sueño de llegar a la final.

Vinicius, Reguilón y Lucas Vázquez, los hombres de Solari

Han sido, en gran medida, las (sorprendentes) figuras emergentes en el Real Madrid las que han hecho posible el cambio en la dinámica y los resultados. Empezando por el técnico, Santiago Solari, pasando por tres hombres que empiezan a hacerse fuertes en su esquema. Vinicius Júnior, Sergio Reguilón y Lucas Vázquez; tres jugadores que comenzaron la temporada con un papel marginal y que bajo el mando del argentino se han vuelto casi indiscutibles.

El primero, Lucas Vázquez. Es el tercer jugador más utilizado por el técnico con 1630 minutos acumulados. Solo el capitán Sergio Ramos y Karim Benzema han jugado más que él. Ha sido titular en 19 de los 20 partidos que ha disputado bajo el mando de Solari, incluidos los marcados como ‘clave’, y no es casualidad. El gallego, sin ser de los jugadores que ven puerta habitualmente, suma cinco goles y tres asistencias desde que el argentino lo sacó del olvido, incluido el tanto del empate 1-1 con Barcelona.

Reguilón, por su parte, ha pasado de futuro recambio para Marcelo, a primera opción en el lateral zurdo, por delante del brasileño. Desde que inició 2019, el canterano ha disputado los últimos cinco partidos de Liga como titular, mientras Marcelo solo ha visto acción en las eliminatorias de Copa del Rey. Y tras la pobre actuación del brasileño en el Camp Nou, aumentan las posibilidades de que el canterano tenga la oportunidad de saltar a la cancha en Ámsterdam.

Por su parte, Vinicius Júnior ha mostrado una progresión exponencial en apenas dos meses. El brasileño de 18 años aprovechó al máximo la ausencia de Gareth Bale por lesión para afianzarse en el puesto y de momento parte por delante del galés. Suma once partidos consecutivos como titular y no se ha perdido una sola cita en lo que va del año. Ya se ha estrenado como goleador en Liga y Copa, torneo en el que marcha como máximo asistente, con siete pases a gol, y solo le falta hacerlo en Champions League.

Isco y Llorente, bajas

La salud del plantel también ha contribuido al buen momento de los merengues. La buena racha ha llegado justo en el momento en que Santiago Solari ha empezado a recuperar efectivos luego de empezar el año con hasta siete bajas por lesión.

Conforme han vuelto jugadores clave como Toni Kroos y Gareth Bale – que aun como revulsivo marca diferencias – se han sucedido los buenos resultados, mientras el equipo merengue muestra mejoría también en un estado de forma física. Tal es el caso que el ‘cansancio’ tras un intenso clásico a media semana, no influyó en el Real Madrid que venció al Atlético tres días después.

En esta ocasión, el técnico contará prácticamente con plantel entero. Según reportó el club, Karim Benzema se quedó en el gimnasio en la primera sesión de la semana pero de momento, no corre riesgo de perderse el choque, mientras Kroos, que se llevó un duro golpe, trabajó con normalidad.

Así, Madrid solo cuenta con dos bajas por lesión. Marcos Llorente, que estará fuera hasta principios de marzo tras sufrir una recaída, e Isco Alarcón, quien fuera diagnosticado con una “dorsalgia-cervicalgia aguda”, tras quedar fuera de la convocatoria para el derbi. Y según se mire, un problema menos, pues el malagueño no tiene hueco en el Madrid de Solari.