El Pulso: Matías Almeyda y un festejo como si no hubiera mañana

play
De mano de sus delanteros Chivas consigue su primer triunfo (0:50)

Guadalajara venció a Necaxa con goles de Pulido, el debutante Ronaldo Cisneros y uno más de Hernández. (0:50)

EL PULSO


CIUDAD DE MÉXICO -- El llamado mal de la 'campeonitis' le duró más de un torneo a las Chivas.

El precio por levantar el título de Liga hace ocho meses fue una posterior campaña desastrosa en la que no estuvo ni cerca de meterse a la Liguilla, y sí coqueteando con los últimos lugares de la tabla general.

Terminada la pesadilla, el arranque de esta temporada representa un desafío mayúsculo para Matías Almeyda y sus dirigidos, pues la 'renta' terminó y es hora de dar resultados y retomar el protagonismo.

Luego de dos encuentros (empate ante Toluca y derrota en casa frente a Cruz Azul), aumentaron las dudas sobre el proyecto encabezado por el técnico argentino, pues aunque el equipo cumplió con un funcionamiento aceptable, sumó un punto de seis posibles.

Por ello la visita al Necaxa cobró gran trascendencia, pues un nuevo tropiezo debilitaría la confianza de un plantel que apenas tuvo incorporaciones y ninguna de ellas de peso, ya que se trata de jóvenes promesas.

Guadalajara sufrió y tuvo marcados altibajos en Aguascalientes; sin embargo, logró el objetivo que era regresar a casa con tres unidades.

Debido a la presión son comprensibles y hasta justificados los festejos de Matías Almeyda en los goles del Rebaño Sagrado, sobre todo el segundo de Ronaldo Cisneros, y el decisivo, a disparo de Edwin Hernández que un necaxista envió al fondo de su portería.

El 'Pelado' se abrazó con sus auxiliares lleno de euforia, pues le llegó el momento de catarsis y liberarse de múltiples sinsabores... Festejó como si no hubiera mañana y la victoria representara más que sus primeros tres puntos del torneo.

Son tiempos en los que el hoy devora de un bocado al ayer, así que para Chivas no hay otro camino que reinventarse, resurgir y apelar a la fórmula que lo llevó a la gloria.

Rodolfo Pizarro y su inmenso talento tienen prohibido caer en la intermitencia; el renovado Eduardo López está obligado a confirmar que de una vez por todas quiere despuntar; Rodolfo Cota debe olvidar los titubeos, y así el resto de los integrantes del plantel que tienen una revancha en puerta.

Sí, es apenas una victoria y el rival se llamó Necaxa, pero puede representar la confirmación de que Guadalajara puso fin a una larga 'campeonitis'... Así que se vale festejar como si no hubiera mañana.

CUADRO DE HONOR

León Memoria

El León recuperó la memoria. Es apenas el arranque del torneo, pero el conjunto esmeralda luce sólido como no se le veía desde hace un buen rato, pues iniciaba los campeonatos con muchas dudas y al final apretaba el paso. La ofensiva que conforman Mauro Boselli, Elías Hernández, Luis Montes y Andrés Andrade, está enchufada y se conoce de memoria, por lo que es capaz de generar una buena cantidad de llegadas de gol. Cierto que La Fiera empató ante Cruz Azul en la jornada que recién terminó, pero fue ampliamente superior, sobre todo en la primera parte en la que pudo marcar por lo menos un par de anotaciones. Se ve difícil que Landon Donovan pueda tener un lugar en el 11 titular, pero en unas jornadas seguramente aparecerá como relevo y será interesante conocer si puede embonar o no en una plantilla que parece regresar a sus mejores tiempos, aquellos en los que logró el bicampeonato (2014).

REPROBADO

Atlas Desastre

Atlas no tiene pies ni cabeza. El equipo tuvo un receso considerable para planear el torneo y apostó por la continuidad de José Guadalupe Cruz para después despedirlo tras dos jornadas, sin reparar que lejos de reforzar los puntos débiles, se deshizo de futbolistas que eran parte del 11 titular. No hay técnico, menos una idea y a decir verdad tampoco plantel. Los Zorros están a la deriva, víctimas de malas decisiones de la cúpula encabezada por Gustavo Guzmán, quien una vez más pone de manifiesto su ignorancia futbolística. Negro panorama para esta escuadra que con el ‘Profe’ hizo mucho más de lo que se esperaba y ahora pagará las consecuencias de la ignorancia de sus dueños.