América elimina a Cruz Azul, 20 años de la historia sin fin

play
Marchesín evitó el gol de la gloria cementera. (0:55)

El arquero detuvo un cabezazo en la línea del último minuto de juego y terminó con los sueños de Cruz Azul. (0:55)

MÉXICO-- Cruz Azul no ha visto la 'suya' ante el América tras aquel Invierno 99, cuando el conjunto de La Noria eliminó a los de Coapa en una Liguilla, en la etapa de semifinales y este domingo Agustín Marchesín ahogó en la última jugada de los Cuartos de Final del Clausura 2019 la ansiada venganza.

Desde entonces, los celestes han enfrentado a los emplumados en etapas decisivas: en cuatro ocasiones y en ninguna han conseguido pasarlos.

En el citado torneo, la Máquina Celeste dejó fuera al Necaxa en la primera fase y posteriormente enfrentó a los azulcremas, con los que empató sin goles en la ida de Semifinales, la cual se llevó a cabo en el Estadio Azul, mientras en el juego definitivo, los dirigidos en ese entonces por Luis Fernando Tena se llevaron el triunfo por 1-2 en el Azteca.

En ese encuentro, los autores de los goles celestes fueron Francisco Palencia y Diego Latorre, mientras que por el bando contrario descontó Braulio Luna.

Se trató de una serie muy peleada, donde iba inmerso el orgullo de los contendientes, pues para esa época ya había una gran rivalidad entre ellos.

El mote de ‘Clásico Joven’ comenzó por los años 70, tras que ambas escuadras disputaran, en un único partido, el título de la Campaña 1971-72, donde los celestes golearon a los azulcremas por marcador de 4-1.

En el duelo en cuestión, por parte de los cementeros participaron jugadores como Juan Reynoso, Diego Latorre y Julio César Pinheiro, mientras que del lado de los emplumados figuraban elementos de la talla de Adolfo Ríos, Juan Hernández y Fabián Estay.

GANARON CON CASTA

Otro de aquellos futbolistas cruzazulinos que pelearon la citada Semifinal ante los azulcremas, fue Ángel ‘Matute’ Morales y el argentino recuerda, como si fuera ayer, la cruenta lucha que se generó en la cancha del Estadio Azteca, el 9 de diciembre de 1999.

“Recuerdo que no andábamos jugando bien, pero pasamos los Cuartos de Final contra Necaxa. Luego, en el primer partido contra América, en el Azul, tampoco jugamos bien, pero en el segundo juego que se disputó en el Azteca, creo que lo ganamos más que con futbol, con actitud y con valentía”.

El exmediocampista celeste, un excelente enganche y gambetero en su tiempo, sostuvo que “en ese partido nos quedamos con un hombre menos, no sé por cuántos minutos, por la expulsión de Mauro Camoranesi. La gente se debe recordar de ese juego, porque encima de que lo ganamos como visitantes, lo hicimos con un jugador menos y además, el equipo local tenía ventaja por su posición en la tabla. Ese triunfo fue muy bueno por lo que significaba el América, al cual le pudimos dar la vuelta”.

El ‘Matute’ relató que en esa época la Máquina Celeste no brillaba como sus aficionados esperaban: "La verdad es que no veníamos jugando bien y con un poco de futbol, y un poco de buena actitud, lo pudimos sacar. Más que nada, se dio por una decisión de los que estábamos allá adentro, de los jugadores".

No obstante, reconoció que ya instalados en la final ante los Tuzos del Pachuca se confiaron.

"Subestimamos un poco a un equipo que venía de recién ascender. Creo que nos quedamos con la victoria esa ante América y pensábamos que ya estaba resuelto", dijo.

"Empatamos (2-2) en Pachuca en el último minuto y todo estaba dado para que fuéramos los campeones en nuestra cancha, por historia, por los jugadores… Pachuca tenía un buen equipo también, pero creo que nosotros nos quedamos con lo hecho en la Semifinal y nos faltó para ganar la Final. Ganábamos por gol de oro, ellos lo hicieron y nosotros erramos en una jugada antes", expresó.

Por otro lado, expresó su opinión en torno a las Águilas de ese tiempo: “Tenía muchas figuras; hoy es un equipo más de juego colectivo, pero antes tenía individualidades que hacían diferencia, como Pável Pardo, Cuauhtémoc Blanco… Era un equipo que por ahí, dependía más de lo individual, a diferencia de lo que es ahora con el ‘Piojo’ Herrera, donde un delantero se convierte en lateral, o un central va y remata y hace gol”.