Griezmann y Modric dejan en la sombra a Vela y Giovani

Francia y Croacia disputarán la final de la Copa Mundial Rusia 2018. En las filas de estas dos selecciones hay elementos que hace algunos años compartieron el terreno de juego con dos de las mayores promesas del futbol mexicano, Carlos Vela y Giovani dos Santos, quienes figuraban para dar el salto a equipos grandes, pero sus carreras no terminaron por explotar, mientas que Luka Modric y Antoine Griezmann se convirtieron en referentes mundiales.

En el verano de 2008 Giovani y Luka fueron presentados con el Tottenham de Inglaterra. El elemento mexicano llegaba como una de las promesas de la Masía del Barcelona a cambio de 8 millones de euros, mientras que el croata llegó proveniente del Dinamo Zagreb, en una transferencia que alcanzó los 21 millones de euros.

El futbol inglés fue la gran prueba para ambos elementos. Modric brilló con los Spurs y se convirtió en un jugador estelar durante sus cuatro años. El mexicano tuvo un paso irregular al participar únicamente en 33 juegos y salió en varias ocasiones a préstamo con clubes como Ipswich, Galatasaray y Racing.

Dos Santos fue vendido al Mallorca en un millón de dólares en 2012, mientras que Luka fue buscado por el Real Madrid y comprado en 30 millones de euros. Su llegada al cuadro merengue provocó un paso más arriba en su exitosa carrera, pues se convirtió en uno de los mejores centrocampistas a nivel mundial y ha sido multicampeón con el cuadro blanco.

Gio fue figura con Mallorca y fichó con el Villarreal, donde fue de los mejores elementos del 'Submarino Amarillo'. Pese a esto, decidió abandonar la competencia europea y se refugió, a sus 29 años, en la MLS, en la cual percibe un sueldo anual de ocho millones de dólares con el LA Galaxy, escuadra que no ha calificado en los dos últimos años a postemporada.

La historia se vuelve a repetir en Carlos Vela y Antoine Griezmann y donde el mexicano es apenas dos años mayor al galo, el cual se formó en los equipos inferiores de la Real Sociedad y el azteca llegó proveniente del Arsenal, la cual obtuvo 18 millones de euros entre el primer préstamo y la compra definitiva.

Los dos destacaron en los campos de Anoeta y llevaron al club a disputar Champions League. El ‘bombardero’ era considerado el referente en la delantera, mientras que Antoine tenía un ascenso meteórico dentro del equipo y los dos se complementaron durante los tres años que coincidieron.

Carlos deslumbró sin ser centro delantero y su mejor temporada fue la 2013-2014, donde quedó solo por debajo de las estrellas de La Liga como Lionel Messi y Cristiano Ronaldo. Sus números lo ponían como opción para los grandes clubes, pero nunca dio el salto para una mayor exigencia.

Por su parte, Antoine dejó a los Txuri-Urdin en 2014 al ser comprado por el Atlético de Madrid en 30 millones de euros. Con los colchoneros ha dado de qué hablar a nivel mundial y con su selección se convirtió en uno de los referentes de Francia.

En los últimos cuatro años la carrera de Vela ha ido en descenso. Aunque es considerado un histórico dentro de la Real, sus últimos meses los pasó en el banquillo. A inicios de 2018 emuló a Giovani al firmar en la MLS con el Los Angeles FC.

Este verano, Luka y Griezmann son figuras en el certamen mundialista, se enfrentarán en la final el próximo domingo y son candidatos a ganar el Balón de Oro. Por su parte, Gio y Vela fueron eliminados con México en los octavos de final y con menos de 30 años luce difícil que los dos puedan estar en el próximo torneo que se realizará en Catar 2022.