La lucha libre vio varios impactantes debuts durante el 2017

El regreso a televisión fue impactante, pero trajo consigo a Samoa Joe para que se encargara de Seth Rollins WWE

2017 fue un año salvaje en el mundo de la lucha libre profesional, pero finalmente está llegando a su fin. En el transcurso de 12 meses, el personal de WWE en ESPN ha visto cientos, si no miles, de horas de programación de lucha, y hemos visto lo mejor (y lo peor) de todo. En reconocimiento de los mayores logros dentro del cuadrilátero en 2017, nos hemos reunido para hacer nuestras selecciones en 10 categorías diferentes, que cubren actuaciones individuales, equipos, rivalidades y espectáculos.

Nuestro "Lo Mejor de 2017" comienza, apropiadamente, con los mejores debuts, cubriendo un amplio espectro de primeras impresiones en varias compañías y marcas.


Samoa Joe

Hubo algunos debuts increíbles en la WWE en 2017, y aunque voy a darle un debut explosivo a Samoa Joe en Raw, sería negligente si no menciono que superó la invasión de The Undisputed Era en NXT TakeOver: Brooklyn III por solo un pelo, al menos en mi opinión.

Después de convertirse en el primer dos veces campeón de NXT en Toronto a finales de 2016, Joe perdió el título ante Shinsuke Nakamura en Japón y tuvo un gran total de dos luchas más de NXT, antes de zambullirse de cabeza en Raw. El 30 de enero de 2017, Triple H hizo su primera aparición en Raw en cinco meses para responder a Seth Rollins pidiéndole que se apareciera el fin de semana anterior en NXT TakeOver: San Antonio. Tras una acalorada promo, una de las mejores que Triple H haya hecho en años, Rollins finalmente salió a buscar su venganza contra su antiguo jefe, solo para que Joe saliera a la carga y lo dejara afuera momentos antes de poder vengarse .

Joe recogió a Rollins por el pelo, lo sostuvo en la cara de Triple H, y luego Triple H se marchó, con la trampa puesta. "Me perteneces, sabes", proclamó Joe, y fue entonces cuando hizo su verdadero debut. Joe devolvió a Rollins al ring, aterrizó un trío de splashes y luego encerró en un Coquina Clutch para estrangular al ex campeón de WWE y NXT. Rollins, desafortunadamente, sufrió una lesión en la rodilla durante ese momento, pero el debut de Joe finalmente ayudó a que el combate de WrestleMania entre Rollins y Triple H fuera aún más emotivo y acalorado.

Samoa Joe procedió a hacer grandes cosas en su primer año en la WWE, aunque inexplicablemente se encontró completamente fuera de la cartelera de WrestleMania. Rápidamente demostró cuán grande fue el error y cuán grande podría ser su estrella en un par de luchas por el campeonato Universal: primero con una lucha uno a uno contra Brock Lesnar que superó las expectativas, y luego con un increíble Fatal 4-Way en SummerSlam que también involucró a Braun Strowman y Roman Reigns. En solo un año, Joe ha logrado mucho en Monday Night Raw, y muestra pocas señales de desaceleración a corto plazo. (Tim Fiorvanti)


Shinsuke Nakamura

Después de perder su revancha por el título de NXT ante Bobby Roode en Takeover: Orlando, muchos pensaron que Shinsuke Nakamura estaría camino al listado principal. Con la multitud imitando y cantando junto a su tema musical actual, "The Artist" hizo su debut en SmackDown Live dos noches después de WrestleMania 33 - señalando un nuevo comienzo para el ex campeón peso pesado de IWGP y NXT. Las nuevas luchas con Dolph Ziggler, Baron Corbin y Jinder Mahal impulsaron a Nakamura a la elite del título de la WWE en los meses de verano y otoño.

A pesar de que no salió victorioso en su lucha con Mahal, Nakamura ganó luchas decisivamente sobre John Cena y Randy Orton para ganar dos oportunidades por el campeonato de la WWE. La presencia única de Nakamura y su conjunto de maniobras, especialmente el golpe de rodilla en Kinshasa, tienen a la superestrella japonesa preparada para volver a la lucha por título de la WWE en 2018 como favorito de los fanáticos. (Andrew Davis)


Tye Dillinger

A pesar de una breve disputa en busca del título de Estados Unidos, la corrida en la lista principal de Tye Dillinger no ha tenido mucha carnita hasta el momento. Pero su entrada en el Royal Rumble 2017 fue perfecta. Su truco del "Perfecto 10 " en NXT agarró fuego, no solo durante sus luchas, sino que cada vez que había un conteo de 10 para alguien fuera del ring, todos eran diez. Después de que el Big Show salió en el número nueve, la multitud consiguió lo que querían con Dillinger. Tuvo una corrida sólida, aunque solo durante unos cinco minutos, tratando de ser parte de un grupo para eliminar a Braun Strowman. Fue difícil mantener ese impulso, pero creo que las multitudes están listas para una serenata de "diez" nuevamente. (Matt Willis)


Algunos debuts son un shock. Algunos debuts vienen después de una construcción extendida y viñetas que preparan a los fanáticos.
Algunos debuts se atrasan y ofrecen una sensación de emoción y aprecio. En el Royal Rumble 2017, todos se preguntaban quiénes serían las sorpresas en el grupo. Cuando se acercó el número 10, realmente solo tenía sentido. El éxito musical de Tye Dillinger y la multitud estalló con 10 dedos en el aire cuando el "Perfecto 10" finalmente hizo su debut en la lista principal después de una temporada de NXT que casi había terminado su curso. Ahora, Dillinger no ha encontrado un lugar en la lista principal desde entonces, pero para los fieles de NXT, su aparición y algunos minutos en el Rumble habían hecho la noche. (Andrew Feldman)


DeAngelo Williams

Las apariciones de celebridades en la lucha a menudo pueden parecer desesperadas, especialmente para una promoción en apuros como Impact Wrestling. Así que cuando se anunció el combate en parejas con Eli Drake y Chris Adonis contra Moose y DeAngelo Williams de la NFL, los fanáticos de la lucha esperaban más de los mismos experimentos fallidos de celebridades de años anteriores. En cambio, Williams tuvo una de las luchas de debut más impresionantes de todos los tiempos, incluidos los no famosos.

Williams parecía un natural en el ring a pesar de haber entrenado por apenas tres días. Logró tackles voladores, code breakers y, lo mejor de todo, un combo de samoan-drop-standing-moonsault que la mayoría de los veteranos ni siquiera pueden ejecutar. Su único error fue saltar demasiado lejos en una splash de rana desde la cuerda superior para terminar el combate, lo que provocó que la mesa no se rompiera. Pero apenas fue algo minúsculo para él; es increíble que incluso haya intentado una rana desde desde la cuerda superior a través de una mesa en su primera lucha. Desafortunadamente, Williams dijo que la lucha sería la primera y la última, pero al menos le dio a los fanáticos algo para recordar durante mucho tiempo. (Michael Wonsover)


Aleister Black

El debut de Aleister Black en el NXT a principios de este año fue espectacular. Después de que los paquetes de video insinuaran su llegada, Black debutó en TakeOver: Orlando el fin de semana de WrestleMania con un aura inmediata sobre él. Solo su entrada valió el precio de la entrada, mientras se levantaba del suelo a los acordes de su canción temática crípticamente impresionante y lentamente se dirigió al ring. Su actuación esa noche y los meses siguientes eran todo menos lentas. Esa noche, derrotó al actual campeón de NXT, Andrade "Cien" Almas, en una muy buena lucha llena de atletismo y golpes duros, alcanzando a la audiencia de NXT de inmediato. A pesar de su oscura personalidad, era evidente esa noche que el futuro de Black era brillante. Y ha continuado presentando actuaciones de primer nivel. Las acciones de Black hablan por sí mismas, en su mayor parte, pero su futuro grita campeón de NXT. (Sean Coyle)