Fernando Tatis Jr. debe regresar como jardinero, no como campocorto

A pesar de que no ha habido una confirmación de fecha para el regreso de “El Niño”, la idea de que vuelva para jugar otra posición debe ser contemplada por los Padres, al menos en principio.

Fernando Tatis Jr. ha recibido luz verde para progresar con su rehabilitación, luego de someterse a una operación en su muñeca izquierda, por lo que, a pesar de no haber una fecha concreta establecida, el jugador debutará en algún punto de la segunda mitad de la campaña 2022 de MLB. La expectativa es que luego de tan larga ausencia, el dominicano regrese con sus capacidades completas e inmediatamente ayude a San Diego Padres a pelear por la división con Los Angeles Dodgers.

Sin embargo, aquí surge una pregunta importante: ¿dónde ayuda Fernando Tatis Jr. más a los Padres?

La respuesta inmediata que muchos podrían dar es que el jugador se inserte en su posición habitual como campocorto y desde ahí aporte con su ofensiva y su defensa al conjunto. La idea, ciertamente, tiene méritos, pero la situación de Padres es un poco más compleja que eso y en estos momentos, Fernado Tatis Jr. puede aportar más desde los jardines, en especial el central.

Iniciemos con las características defensivas de “El Niño”. Todo el mundo conoce la velocidad que tiene y su gran capacidad para desplazarse hacia los lados. Esas mismas herramientas le han dado mucho éxito como campocorto, aunque estadísticamente, también le han costado, situación que ha ido mejorando con cada año en MLB. Siendo el campocorto una de las posiciones “premium” de defensa dentro del cuadro, la transición al jardín central, la cual también es una posición con esas características, hace sentido. A esto se debe sumar el hecho de que ya ha jugado en los jardines.

Es aquí donde cabe destacar que, a pesar de lo antes dicho, es la ofensiva de Fernando Tatis Jr. la que lo hace el candidato ideal a jugar el jardín central, debido a la producción que los Padres han estado recibiendo durante toda la temporada por parte de los jugadores que han tenido ahí, frente a los que han estado en el campocorto.

Trent Grisham ha estado jugando la mayor parte del tiempo como jardinero central por los Padres en 2022. Durante sus 78 partidos en la posición (de 81 jugados por el equipo) ha bateado para .187 de promedio con un OPS de .605, siete jonrones y 30 remolcadas. La situación no mejora con respecto a otros jugadores que han visto entradas en la posición.

Entre José Azocar y Trayce Thompson han agotado 37 apariciones al plato (en doce partidos) jugando como jardineros centrales. Sus números ofensivos coordinados se reducen a un promedio de bateo de .094 y un OPS de .379 con tres remolcadas y una anotada.

En el campocorto, por otro lado, Ha-Seong Kim ha sido el principal jugador para ocupar la posición con 55 partidos disputados (de 75). Apenas batea para .219 y tiene un OPS de .655, pero esos números son más elevados que el aporte ofensivo dado desde el jardín central por todos los que han jugado ahí.

Con Tatis Jr. insertado en la alineación como jardinero central y dividiendo su tiempo con la posición de bateador designado, en caso de ser necesario, el aporte ofensivo del jugador sería maximizado, en especial si se recuerda que los Padres son decimosegundos en OPS en la Liga Nacional (.694), décimos en promedio de bateo (.241), decimoterceros en slugging (.377) y decimocuartos en cuadrangulares (67).

Tatis Jr. y el dirigente del equipo, Bob Melvin, se muestran abiertos a la posibilidad, indicando que todo será realizado a su tiempo y en el caso del jugador, ya ha dicho que si ayuda a que su equipo pueda ganar más, no tiene problemas en moverse, a pesar de que en 2021 indicó que los Padres pagaron por un campocorto. Al final del día, si Tatis Jr. quiere aportar a las victorias de los Padres, en este momento todas las señales apuntan a que debe hacerlo desde el jardín central.