Chivas y la 'emergencia' permanente...

Ya aparecen algunos nombres flotando en el ambiente del Guadalajara, pero la pregunta es: si abortan la era de Luis Fernando Tena, ¿buscarán a otro entrenador en plan de emergencia? Se supone que Peláez llegó para encabezar un proyecto serio, sustentable, a largo plazo. No puede tomar otra medida basado en la desesperación y la urgencia que tiene el club. Chivas debe pensar muy bien el siguiente paso. No puede vivir tomando decisiones en estado de emergencia…

SAN DIEGO, California -- En su momento, Luis Fernando tena fue un ‘plan de emergencia’. ¿Los son también ahora los nombres que suenan para sustituirle?

Chivas no necesita más planes de emergencia. Requiere de un proyecto sustentable, serio, a largo plazo. Se supone que, para eso, supongo, llegó Ricardo Peláez, para encabezar ese objetivo de que el club vuelva a los sitios de protagonismo deportivo.

Ocurre ocasionalmente en la historia de los clubes. Una relación plena, autentica, cómoda entre el entrenador y la entidad, una reciprocidad de ideas, estilos, una comunión de formas, de personalidades que resulta en una concordancia gloriosa. En el mundo, Ferguson y el Manchester United, Sacchi y el Milan, Zidane y el Madrid, Simeone y el Atlético, Guardiola y el Barcelona. En México, Trelles y Cruz Azul, Roca y el América y más recientemente, ‘Tuca’ y los Tigres, Almeyda y las Chivas y Herrera y el América. Relaciones entre un entrenador y un club que van más allá del futbol.

¿Cuántos equipos están realmente cómodos o plenos con su entrenador? Pocos.

En la órbita de Chivas, por ejemplo, y ante la cadente campaña de Luis Fernando Tena, ya han aparecido un par de nombres flotando en el ambiente: el de Enrique Meza y el del profesor José Guadalupe Cruz. Y si quiere agregar otro, este el de Gustavo Alfaro, argentino con un gran recorrido en diferentes equipos, el último de ellos, el famoso Boca Juniors. Pero la cuestión principal aquí radica en saber si Chivas estaría ‘a gusto’ con cualquiera de esos nombres que hoy, al igual que Tena, suenan como un plan de emergencia, cuando tendrían que ser parte un proyecto sustentable que, a partir de una identidad, conexión y comunión de conceptos, se unan en beneficio directo del club.

Chivas no puede seguir eligiendo entrenadores en plan de emergencia. Y entiendo perfectamente que en este equipo no sobra el tiempo, no hay paciencia como para ‘entregar’ otro torneo sin una liguilla. Otro personaje a ver si ‘pega’, si logra adaptarse a las condiciones del club, si finalmente resulta el paliativo que tanto se ha buscado.

En tiempos de desesperación, se pueden tomar decisiones desesperadas. La decisión que tomo Amaury Vergara de traer a Ricardo Peláez fue una decisión inteligente, concebida para buscar un proyecto. Peláez no ha podido escoger al entrenador. Cuando lo haga, debe inclinarse por un hombre que respalde su plan y no alguien que llegue como una situación de emergencia.

@Faitelson_ESPN