Cruz Azul y América: Más cerca del fracaso que de la gloria...

play
La Mirada: Cruz Azul y América, a medir su grandeza en búsqueda de la hazaña (1:56)

David Faitelson reflexiona sobre las citas que líder y sublíder del torneo tienen en la Liguilla tras caer en sus respectivos juegos de ida. (1:56)

Los primeros 90 minutos de la liguilla han dejado anonadados a los dos grandes favoritos al título del futbol mexicano. Y el problema es que más allá de las suspicacias por temas de decisiones técnicas o de controversia arbitral, Cruz Azul y América fueron superados en el campo de juego y tendrán que tener una demostración casi perfecta en los juegos de vuelta si pretenden recuperarse. Los dos están heridos, uno quizá más que el otro, pero tendrán que "sanar" esa herida haciendo lo que mejor han hecho en las últimas semanas: jugar bien al futbol. El problema es que, aún así, podría ser que no les alcance. Cruz Azul y América están, hoy, más cerca del fracaso que de la gloria...

SAN DIEGO, California.- Cruz Azul y América no tuvieron que esperar demasiado para confirmar que el proceso final para determinar a un campeón en el futbol mexicano -la famosa liguilla- se juega a otro ritmo y a otro nivel de futbol. Los dos "mandones" del torneo están heridos. Puede que uno más que el otro, pero, la realidad indica que ambos están "lastimados".

El Cruz Azul ha vuelto a abrir "la puerta" de sus "viejos fantasmas" en la fase final del torneo. La derrota en Toluca, matizada por una extraña y polémica decisión del entrenador que decide dejar en la banca a dos de sus figuras más importantes y salpicada de cierta tensión arbitral, ha vuelto a poner en entredicho la capacidad de este club para afrontar la liguilla. Cruz Azul ha perdido por dos goles a uno ante un peligroso Toluca que viene desde la fase de reclasificación, donde se dio "el lujo" y "el valor" de eliminar al León, el todavía campeón vigente. En favor de Cruz Azul, habrá que decir que la controversia arbitral existió, sobre todo en el penalti que marcó el triunfo y la ventaja del local y que, además, permanece la sensación de que el equipo, después de todo, no ha jugado para perder. De todas formas, el revés ha significado el final de una larga racha de 19 partidos sin derrota justo en un momento donde Cruz Azul necesita de toda su energía, física y moral, para no fallar tal y como lo ha hecho en las últimas dos décadas.

El América ha salido de Pachuca con un pie fuera de las semifinales. Es inevitable señalar que ha sido claramente superado por los Tuzos y que, de ninguna manera, ha perdido el juego ante un rival que se dedicó a especular, a tirar pelotazos o a depender de una decisión arbitral. Por primera vez en todo el semestre futbolístico, hubo alguien que se le paró enfrente y le jugó con argumentos al América. Y eso, obviamente, debe doler al interior del grupo. Santiago Solari ha "conocido" y "reconocido" la liguilla de forma bastante ruda y se lleva, además del resultado, una hoja llena de apuntes sobre los defectos que finalmente mostró su equipo. El América compitió hasta que el Pachuca hizo los ajustes -crédito del entrenador Pezzolano- y terminó pidiendo la hora en el Hidalgo. El desenlace del juego incluyó la expulsión del importante mediocampista peruano Pedro Aquino, quien será extrañado por Solari el domingo, cuando el América necesite desarrollar un juego casi perfecto para darle la vuelta a la eliminatoria.

Cruz Azul y América fueron superados. Cruz Azul y América están "heridos", quizá uno con mayores repercusiones que el otro, pero ambos, grandes favoritos, han puesto en entredicho su camino para alcanzar el título de la Liga MX.

La esperada final del torneo está en "jaque". Cruz Azul y América necesitan volver a las bases y al rendimiento de la campaña regular, pero ambos tienen el marcador en contra y enfrente dos equipos con los hombres y el futbol para hacerles más daño y completar la obra. Tendrán que apostar por una jornada perfecta o casi perfecta. Si no lo hacen, el impresionante torneo que lograron se irá por la borda y habrán, le guste o no, fracasado... Para mí están más cerca del fracaso que de la gloria.

@Faitelson_ESPN