Sam Welsford, primer líder tras un accidentado sprint

Getty

MADRID -- El australiano Sam Welsford (DSM) se ha enfundado el primer maillot de líder de la 66 edición de los 4 Días de Dunkerque al imponerse en la etapa inaugural disputada sobre 161.1 km de recorrido entre Dunkerque y Aniche, que tuvo un final accidentado con una montonera sobre la línea de meta.

Walsford (Perth, 26 años), especialista en pista, cuatro veces campeón del Mundo y plata olímpica en Rio 2016 y Tokio 2020, fue el más rápido en un sprint que se complicó en los últimos metros cuando el belga De Lie trató de meterse por un lugar imposible entre dos rivales.

El ciclista "aussie" salvó el trance y atravesó la línea con un tiempo de 3h.31.04, por delante del neerlandés Arvid de Kleijn (Human Powered) y del francés Jason Tesson (St.Michel Auner).

Un final con susto mayúsculo que puso fin a una jornada rápida, disputada a más de 45 km/hora, con escapadas y batalla final que puso el interés hasta el último metro.

Los primeros en animarse a la aventura fueron el francés Cyril Barthe (B&B), el belga Milan Fretin (Sport Vlandeeren) y el lituano Evaldas Siskevicius (Go Sport), capturados por el grupo a 73 km de meta. Quedaba mucho para el final, y antes de que algún equipo tomará el mando con mano de hierro se marcharon tres belgas: Van Hoecke, Taminiaux y Colman.

El pelotón tampoco se puso muy nervioso. El Lotto y DSM dirigieron el grupo manteniendo a raya la escapada, en torno al medio minuto. Había intención clara de esprint, lo que quedó reflejado con la absorción del trío en fuga a 3 de meta.

Desatado el sprint muchos atacaron de lejos. Por un lado Welsford y De Kleijn marchaban codo con codo. En la fisura entre ambos vio hueco De Lie y trató de pasar a toda costa, provocando la caída que sobrecogió al pelotón. Finalmente el australiano pudo celebrar su segunda victoria de la temporada y estrenar el maillot de líder.

Este miércoles se disputa la segunda etapa entre Béthune y Maubeuge, con 181.5 km de recorrido; una jornada con tres pequeñas cotas en su segunda mitad, propicia para un desenlace al esprint.