Checo Pérez, mal día y lejos el podio en Hungría

Sergio Pérez tuvo un mal día en el Gran Premio de Hungría, tercera fecha de la temporada de la Fórmula 1 –finalizó séptimo.

El piloto mexicano, cuarto en la calificación, desde el arranque sufrió al perder posiciones, en parte debido a que su línea de arranque estaba más mojada que la otra línea.

“En la arrancada, no sé qué pasó, creo que por el lado de adentro había muy mal agarre. Perdí muchas posiciones; luego venía en el ritmo y toqué un parche de agua y casi pierdo el auto… al final esperábamos la lluvia, entonces con la estrategia no pudimos hacer nada", explicó Checo tras la competencia.

Luego, en una pista tan sinuosa como el Hungaroring, cada rebase se convirtió en una dura batalla tanto para el piloto como para los neumáticos. El Racing Point no pudo lograr el rimo necesario para buscar una remontada como la que hicieron hace una semana en Estiria, Austria.

Su compañero, Lance Stroll, finalizó en la cuarta posición y el canadiense se lleva el fin de semana en Budapest –clasificó mejor el sábado y corrió mejor el domingo.

Sebastian Vettel (Ferrari) quedó sexto. Checo Pérez tiene una personal competencia tanto con Stroll como con Vettel, pues son sus rivales para asegurar un asiento en Racing Point para el próximo año –en 2021 serán Aston Martin. Se sabe que la organización le ha ofrecido un asiento a Vettel y el otro estaría en disputa entre el joven canadiense y el veterano mexicano.

La siguiente fecha será en Gran Bretaña el próximo dos de agosto, en el veloz circuito de Silverstone.