Cómo trabajar los abdominales inferiores

ESPN Run

Más allá de cuestiones estéticas, lucir abdominales fuertes tiene beneficios muy concretos para los runners. Esto se debe a que estos músculos forman parte de los denominados estabilizadores, que juegan un rol clave a la hora de mantener una correcta posición durante el ejercicio. Y si logramos esto, estaremos utilizando menos energía, corriendo más rápido y con menos posibilidad de lesionarnos.

Una de las cosas que hay que tener bien en claro es que los abdominales no son un músculo, sino un grupo de ellos. Por lo tanto, para fortalecerlos necesitaremos trabajar en particular cada zona muscular. Hoy nos ocuparemos de los abdominales inferiores, que son los que nos posibilitarán mejorar la respiración al tener mayor control del abdomen, ayudando también a tener un torso compensado y evitar así futuros dolores de espalda, y protege nuestros órganos internos inferiores.

Veamos algunos ejercicios para trabajar estos músculos. Los primeros son los populares escaladores. Se trata de un ejercicio muy utilizado a la hora de quemar grasa abdominal y crear masa muscular. Para hacerlos partimos de la postura de la plancha, es decir boca abajo, con los brazos estirados y el cuerpo recto. Desde allí adelantamos una pierna llevando la rodilla al pecho, y al bajarla damos un pequeño rebote para subir la otra y bajar la que estaba flexionada. Sería algo así como un skipping pero en posición horizontal, en lugar de estar de pie.

El segundo ejercicio recomendado son las tijeras, que aunque parezca sencillo tiene un alto grado de dificultad, especialmente cuando comenzamos a sumar repeticiones. Aquí la posición inicial se logra acostándonos boca arriba y poniendo los brazos pegados a los laterales del cuerpo, con las manos bajo nuestra cola. De esta forma vamos a evitar moverlo inconscientemente durante el ejercicio y perder el equilibrio de la postura. Una vez allí, levantamos ambas piernas y las cruzamos entre sí, haciendo que pase por encima de la otra y luego, al contrario.

El tercer ejercicio es algo más complejo y no todos podrán hacerlo, ya que requieren de un grado de fortalecimiento previo. Por lo tanto, será para avanzados. Es el llamado abdominales en V, y se trata de una variante de los ejercicios abdominales que fortalece zonas específicas del vientre bajo. Se hacen elevando el tronco al mismo tiempo que las piernas, formando una V con el cuerpo entero, el objetivo es tocar los pies con las manos.

¿Cómo trabajas los abdominales inferiores?