Dos recetas de cenas para runners

freepik.es

La cena es una de las comidas fuertes del día. No obstante, requiere de ciertos cuidados ya que por un lado no debemos sobrecargar a nuestro aparato digestivo con alimentos difíciles de digerir justo antes de irnos a dormir, pero al mismo tiempo necesitaremos incorporar los nutrientes necesarios para reparar los tejidos dañados y tener energías suficientes al levantarnos. Pensando en eso, hoy te presentamos dos opciones de cenas saludables, que conjugan estas dos cualidades buscadas, además de ser ricas y ofrecerte variantes para salir de la monotonía. Y lo mejor: son muy sencillas y rápidas de preparar, por lo que no necesitarás ser un chef profesional para tenerlas en tu mesa. Además, se preparan con ingredientes que conseguirás en cualquier mercado.

La primera receta es ideal para las noches de calor, en donde no tengas demasiada hambre y quieras algo rápido, fresco y liviano para las últimas horas de tu día. Se trata de un smoothie verde, que además de ser muy delicioso y refrescante aporta buenas cantidades de fibra y proteínas. Para hacerlo, pon en un mixer o batidora 300 gramos de arvejas en lata, 100 gramos de espinacas frescas, una manzana con piel cortada en cubos, una pera con piel también cortada en cubos, media banana, un vaso de cubos de hielo y 125 ml de agua. Procesa todo durante un par de minutos y ya estará listo para consumir. Eso sí: procura ingerir lo antes posible, no lo guardes para más tarde o para el otro día ya que de hacerlo perderá buena parte de sus propiedades nutricionales.

Y si lo tuyo no son los smoothies y quieres un plato, presta atención a la segunda receta. Esta vez la propuesta es salmón con algas, una comida que te aportará proteínas, vitaminas y minerales. Los ingredientes que utilizarás son 400 gramos de lomo limpio de salmón, 500 gramos de algas sazonadas, un diente de ajo, dos cucharadas de aceite de oliva extra virgen y una pizca de sal. Para prepararlo, sazona y cocina en una plancha o al vapor el salmón durante 5 minutos con el ajo y un poco de sal. Lava las algas y cocinarlas también hasta que estén tiernas. Para emplatar, pon una base de algas sazonadas, por encima el salmón y rocía con un poco de aceite de oliva.

Bon appétit!

¿Nos recomendarías alguna receta?