Tom Brady y la profecía que se cumplió

ESPN

Fue el 5 de septiembre de 2018 cuando lo dijo. La gran mayoría, por no decir todos, pensamos que era una locura. Tom Brady dijo, en el último episodio de su documental “Tom vs Time (Tom contra el tiempo), que quería jugar hasta los 45 años. Hoy 3 de agosto de 2022 ha llegado a esa edad y está listo para jugar

MÉXICO -- Fue el 5 de septiembre de 2018 cuando lo dijo. La gran mayoría, por no decir todos, pensamos que era una locura. Tom Brady dijo, en el último episodio de su documental “Tom vs Time (Tom contra el tiempo), que quería jugar hasta los 45 años. Hoy 3 de agosto de 2022, ha llegado a esa edad y está listo para jugar su temporada número 23 en la NFL. Ver para creer.

Claramente, Brady tenía muy claro ese número en su mente. No fue una cifra aleatoria que se le ocurrió en el momento, ni una broma como esas que acostumbraba con Rob Gronkowski. Por sí mismo el reto era jugar hasta los 45, y no estaba en función a la cantidad de Super Bowls que pudiera ganar. De hecho, sumó otros dos anillos de campeón a su currículum después de aquella confesión, uno de ellos con un equipo diferente a los New England Patriots.

Hubo algo que estuvo a punto de hacerlo cambiar. No lo ha dicho abiertamente, pero me atrevo a pensar que fue su familia. Apenas duró 41 días en el retiro cuando anunció que volvería para… ¿Una temporada más? Quién sabe. Hoy lo escribo de broma, pero a este paso terminará enfrentando a Arch Manning, el nieto de Archie, que jugará su primera temporada en los Longhorns de Texas. Ya en serio, no creo que ocurra.

Puedo imaginar las ideas que pasaron por la mente de Brady durante estos 41 días que duró en el retiro: “¿Por qué irme si puedo seguir siendo competitivo?”. Este dato es contundente. En la temporada 2021 lanzó para más yardas (5,316) y más pases de touchdown (43) que los Patrick Mahomes, Josh Allen o Aaron Rodgers, el Jugador Más Valioso de las últimas dos temporadas. Llegó a playoffs y en un juego al límite fue derrotado por los Rams en la antesala de la final de la NFC.

La ventana de oportunidad para ser campeones se mantiene para los Buccaneers que, según Las Vegas, tienen la probabilidad más alta de llegar al Super Bowl por la Conferencia Nacional. Esta es la parte más alucinante. A los 45 sigue teniendo cuerda para ser campeón. Otros quarterbacks después de los 40 no tenían esa oportunidad: Vinny Testaverde, Mark Brunell, Steve DeBerg, Doug Flutie, Warren Moon o el mismo Brett Favre. Tal vez la única excepción había sido Drew Brees.

El mundo del deporte nos entrega ejemplos actuales de durabilidad después de los 35 años a gran nivel. Messi, Ronaldo, Rodgers, Lebron, Nadal, etc. Yo entiendo que la naturaleza de la posición de quarterback le ayuda a Brady, ¡pero 45 es una pasada! Lo que en septiembre del 2018 parecía imposible, hoy ha ocurrido.