Jalen Ramsey presume madurez de cara a su cuarto año de NFL

Jalen Ramsey no quiso volver a hablar de los quarterbacks oponentes, enfocándose únicamente en Nick Foles. AP Photo

El esquinero de los Jacksonville Jaguars, Jalen Ramsey, acaparó los titulares el año pasado cuando criticó a varios quarterbacks rivales en una entrevista impresa. No va a tomar ese mismo camino de nuevo.

Cuando Adam Schefter se le preguntó en su podcast si deseaba evaluar a los quarterbacks que enfrentaría en el 2019, Ramsey se negó, hablando en lugar de ello de Nick Foles, quien firmó un contrato por cuatro años en la temporada baja para convertirse en el nuevo quarterback titular de los Jaguars.

"¿Quieres hacer esto de nuevo, eh? No lo voy a hacer esta vez, pero sí jugamos en contra de algunos buenos quarterbacks este año, por supuesto, pero probablemente el quarterback que más me emociona es Nick Foles", dijo Ramsey a Schefter. "No tengo que jugar contra él, por supuesto. Es mi compañero. Es un gran compañero, las pocas interacciones que hemos tenido han sido grandiosas. Gran hombre, gran jugador también. No tiene nada por demostrarle a nadie. Es un campeón de Super Bowl, Jugador Más Valioso del Super Bowl. Así que espero que salga y juegue libremente y sabe que tiene el apoyo de todos".

En una entrevista del 2018 con la revista GQ, Ramsey causó un poco de revuelo al minimizar a varios quarterbacks, llamando a Matt Ryan de los Atlanta Falcons "sobrevalorado", y a Josh Allen de los Buffalo Bills "basura".

Pero Ramsey dijo que ha madurado respecto al año pasado.

"Estoy creciendo, hombre, es el cuarto año para mí. Se trata de un yo diferente. Muchas personas creen que me conocen. Realmente no me conocen. Pero todo está bien", declaró.

Dejó en claro este martes, sin embargo, que sus días hablando no se han acabado por completo, publicando:

Ramsey, recluta quinto global en el draft del 2016, suma dos Pro Bowls y fue designado al primer equipo una vez en sus primeras tres campañas. Lleva nueve intercepciones y 44 pases cortados, además de que no se ha perdido un inicio para su equipo.