Será complicado para Chiefs retener los servicios de Chris Jones

Será muy complicado para los Chiefs retener a Chris Jones por cuestiones financieras. AP Photo

KANSAS CITY -- En su mundo perfecto, los Kansas City Chiefs retendrían al tackle defensivo Chris Jones para el futuro previsible, y quizás, el resto de su carrera. Jones, líder en capturas para los Chiefs encada una de las dos temporadas pasadas, tiene apenas 25 años de edad, y recientemente dijo que le gustaría jugar en Kansas City "para siempre".

Pero, pese a ganar el Super Bowl LIV, el mundo de los Chiefs no es perfecto. Al menos en su panorama financiero para el 2020, no lo es. Les costará trabajo retener a Jones dado sus problemas bajo el tope salarial.

Los Chiefs tienen programado contar con unos 13 millones de dólares de espacio bajo el límite máximo de nómina cuando arranque el nuevo año de la liga el próximo mes, sin hacer nada de aquí a entonces. Meramente colocar la etiqueta de jugador franquicia sobre Jones, con un costo de alrededor de 16 millones de dólares, pondría a los Chiefs por arriba del límite.

Por un lado, Jones es el tipo de jugador para el que los Chiefs deben abrir espacio bajo el tope salarial. Ha sido su mejor jugador defensivo en el frente. Jones tuvo 15.5 capturas en el 2018 y nueve el año pasado. Fue un factor primordial en el Super Bowl LIV, derribando tres pases y presionando al quarterback de los 49ers quarterback Jimmy Garoppolo en una jugada del segundo periodo que forzó intercepción.

Jones debe estar por entrar al mejor momento de su carrera y dijo lo siguiente al término de la campaña, aunque las palabras llegaron en momentos de euforia a la conclusión del Super Bowl: "No disfrutas estos momentos a menudo y estoy tan agradecido de ser parte de este equipo. Kansas City, sé que no habló mucho de ello, pero quiero ser un Chief de por vida. Planeo estar aquí para siempre. No solamente ganar un campeonato: dos, tres, cuatro. Debemos construir una dinastía aquí".

Por el otro lado, los Chiefs sobrevivieron la temporada pasada los momentos en que Jones estuvo fuera de su alineación. Se fueron con marca de 2-2 sin él, una de las derrotas llegando al inicio de la campaña cuando los Chiefs atrevasaban una serie de lesiones que tuvo a Patrick Mahomes entre aquellos mirando desde la banca.

Los Chiefs fueron --al menos en términos estadísticos-- un mejor equipo contra la carrera cuando Jones estuvo fuera de la alineación que cuando estuvo dentro. Permitieron 5.5 yardas por acarreo con Jones en el campo, y 4.3 sin él. Esa es una diferencia significativa.

Pero indicadores clave demuestran que los Chiefs fueron mejores contra el pase cuando Jones estuvo en el juego. Permitieron un porcentaje de pases completos de 59.4 con Jones, 62.9 sin él. Permitieron 6.45 yardas por intento de pase con Jones, 6.95 sin él.

Los Chiefs podrían encontrar el modo de pagarle a Jones, pero aparentemente tomaron su decisión respecto a ello el año pasado, cuando adquirieron en canje al ala defensiva Frank Clark y luego le otorgaron una extensión de contrato de cinco años y 104 millones de dólares. Dar a Clark ese acuerdo en un año, y al siguiente brindar uno similar a Jones no sería un buen negocio para un equipo que se alista para el siguiente convenio de Mahomes, ya sea que llegue este año o el siguiente.

La mejore esperanza de los Chiefs para retener a Jones, al menos para la campaña del 2020, parece ser como jugador franquicia. Pero no existe garantía de que Jones acepte la oferta calificada por un año. Se mantuvo alejado de los trabajos de temporada baja el año pasado, con la esperanza de recibir una extensión entonces.

Es imposible imaginar a los Chiefs dejar marcharse a Jones simplemente como agente libre, sin compensación. Los Chiefs tienen la opción de convertir a Jones en su jugador franquicia, y luego canjearlo. Es lo que hicieron el año pasado con el linebacker Dee Ford, quien fue negociado a los San Francisco 49ers.