Los Dolphins van en la direción correcta y desean hacer ruido en 2020

MIAMI -- En la superficie, un triunfo sobre el único equipo de la NFL que no conoce el triunfo no dice mucho, pero si leemos entre líneas, la semana en general nos dijo mucho acerca de la mentalidad y las expectativas de los Miami Dolphins de cara a esta temporada.

Todo comenzó con el interés y posterior oferta por Le’Veon Bell, luego de que el corredor fuera precisamente por los New York Jets. Nadie le ofreció más dinero a Bell que Miami, quien prefirió aspirar a un título con los Chiefs este año.

La gran mayoría de los analistas, entre quienes me incluyo, piensan que los Dolphins van en la dirección adecuada y que el futuro les sonríe, pero, aparentemente, los Dolphins piensan que pueden hacer ruido tan pronto como este año.

Mientras la gente pide a gritos por tiempo de juego para la selección de primera ronda y aparente mariscal franquicia del futuro, Tua Tagovailoa, Miami nunca se ha desviado de su plan.

Los Dolphins sí le permitieron a Tua debutar este domingo con el partido ya definido ante los Jets y el novato completó sus dos únicos pases. Su entrada al campo provocó la ovación de los pocos fanáticos presentes en el estadio. Desde las laterales, Fitzpatrick, quien sabe que le está calentando el asiento y ha sido un mentor ideal, lo alentaba sin parar, sin embargo, a no ser que sea estrictamente necesario, Tagovailoa no verá acción como titular en esta campaña.

¿La razón? Miami piensa que puede ganar ahora.

En un año en el que hay un cupo extra en la Postemporada, en el que los New England Patriots volvieron a la tierra tras la partida de Tom Brady y en el que la AFC parece estar bastante abierta más allá de los principales cuatro equipos, los Dolphins piensan que la Postemporada es un sueño viable.

Después de una actuación para el olvido en la Semana 1, la ofensiva de Miami ha lucido bastante bien y Fitzpatrick ha tenido más momentos buenos que malos. Aún más importante es el hecho de que finalmente los fantasmas de la línea ofensiva parecen haber quedado en el pasado.

No hay duda de que necesitan más de la defensiva, que ha mejorado mucho las últimas dos semanas cuando Xavien Howard y Byron Jones están en el terreno, específicamente de sus siete frontales, pero si la franquicia envía señales de que piensan que pueden, el vestidor se contagia de ese mismo optimismo.

El acercamiento con Bell parece haber motivado, incluso más, al corredor Myles Gaskin, a quien el entrenador en jefe Brian Flores llamó “el jugador ideal para entrenar”.

Gaskin corrió para 91 yardas en 18 carreras ante los Jets y es segundo en el equipo en recepciones.

Los Jets son el peor equipo de la NFL, de eso no quedan dudas., pero los buenos equipos vapulean a los malos y eso es exactamente lo que hicieron los Dolphins, que blanquearon a un rival por primera vez desde 2014.

En lo personal, a Miami todavía le faltan algunas piezas para aspirar a ser contendientes, pero así no piensan puertas adentro y es así que se empieza a construir una cultura ganadora, algo que no existe hace tiempo en Miami.