Anuncian 25 semifinalistas al Salón de la Fama del Fútbol Americano Profesional

Peyton Manning, Charles Woodson, y Calvin Johnson aparecen entre los 25 semifinalistas al Salón de la Fama del Fútbol Americano Profesional

En su primer año de elegibilidad, Peyton Manning, Charles Woodson y Calvin Johnson lideran la lista de 25 semifinalistas para la Clase del 2021 del Salón de la Fama del Fútbol Americano Profesional.

Los semifinalistas fueron anunciados este martes.

Esos tres jugadores, con un combinado de 29 apariciones de Pro Bowl en sus carreras, se unen al esquinero Eric Allen, ala defensiva Jared Allen, tackle ofensivo Willie Anderson, esquinero Ronde Barber, linebacker Cornelius Bennett, tackle ofensivo Tony Boselli, safety LeRoy Butler, guardia Alan Faneca, safety Rodney Harrison, receptor abierto Torry Holt, safety John Lynch, linebacker Clay Matthews, linebacker Sam Mills, liniero defensivo Richard Seymour, receptor abierto/as de equipos especiales Steve Tasker, corredor Fred Taylor, linebacker Zach Thomas, receptor abierto Hines Ward, receptor abierto Reggie Wayne, linebacker Patrick Willis, safety Darren Woodson y tackle defensivo Bryant Young.

Se trata de la novena ocasión en que aparece como finalista Lynch, actual gerente general para los San Francisco 49ers. Tasker ha estado en este proceso ocho veces, y Holt (siete), Boselli (seis) y Faneca (seis) también esta´n familiarizados con esta etapa.

La lista de 25 será recortada ahora a 15 finalistas en las próximas semanas por el comité de seleccionadores del Salón de la Fama. La Clase del 2021 del recinto tiene programado ser elegida en los días previos al Super Bowl LV.

Hasta cinco de los finalistas serán elegidos para ser enaltecidos como parte de la Clase del 2021.

Tom Flores ya es finalista del comité de coaches del Salón, Bill Nunn es finalista como contribuyente, y Drew Pearson es finalista del comité de seniors. Si los tres son elegidos para su enaltecimiento, la Clase del 2021 del Salón de la Fama tendría a ocho nuevos miembros.

Manning --con cinco nombramientos como Jugador Más Valioso de la liga, 14 selecciones al Pro Bowl, siete nombramientos al primer equipo All-Pro, un reconocimiento como Regreso del Año, y un Walter Payton Man of the Year Award-- es uno de los jugadores más condecorados en haber jugado en la historia de la liga. Estuvo detrás de centro para los Denver Broncos cuando conquistaron el Super Bowl 50 para finalizar su última temporada (2015) en la liga.

Luego de 14 campañas con los Indianapolis Colts, Manning firmó con los Broncos en el 2012 --convirtiéndolo en uno de los jugadores con mayores reconocimientos en cambiar de equipo en la era de la agencia libre. Los Colts tuvieron 11 temporadas de al menos 10 triunfos con Manning como quarterback, y ganaron el Super Bowl XLI, con Manning elegido como el Jugador Más Valioso del partido.

Se retiró con numerosos récords de temporada y de carrera, incluyendo sus 5,477 yardas por pase y 55 touchdowns en el 2013.

Woodson también fue un nueve veces elegido al Pro Bowl y finalizó su carrera de 18 años empatado en quinto por intercepciones --con Ken Riley-- en 65. Lideró a la liga en intercepciones con nueve para los Green Bay Packers en el 2009, y se ganó un anillo de Super Bowl con los Packers a la temporada siguiente.

El esquinero convertido en profundo también forzó 33 balones sueltos en su carrera, sumó 20 capturas, y registró tres campañas de al menos 90 tacleadas, incluyendo sus 113 derribos con los Oakland Raiders a los 38 años de edad.

Johnson jugó por nueve temporadas con los Detroit Lions antes de abruptamente retirarse después de la temporada del 2015, donde sumó 88 recepciones para 1,214 yardas y nueve touchdowns. Tuvo cinco temporadas de al menos 1,200 yardas, y se mantiene como el N° 31 en la lista de yardas por recepciones de por vida.

Por los problemas de los Lions, algo que más tarde dijo contribuyó a su retiro, jugó en solamente dos postemporadas, finalizando con 211 yardas en recepciones y dos touchdowns en su primera aparición de playoffs, una derrota por 45-28 ante los New Orleans Saints en la Ronda de Comodines de la NFC que siguió a la campaña del 2011.