Hotel del Tri pide apoyo a la policía para controlar a los aficionados

Elementos de la policía acudieron como apoyo para facilitar el acceso al hotel de concentración ESPN

CHARLOTTE -- La administración del hotel en el que de hospeda la Selección Mexicana tuvo que pedir el apoyo de la policía local para controlar a los aficionados que estaban esperando a que los jugadores regresaran de su día libre en Charlotte, Carolina del Norte, para pedirles un autógrafo o una fotografía.

Los jugadores del Tricolor tuvieron la tarde de descanso para conocer la ciudad y pasear con sus parejas, con la condición de que reportaran a más tardar a las siete y media de la noche para cenar.

En el regreso al hotel de concentración, los aficionados ya esperaban a los futbolistas y la administración del lugar solicitó ayuda a la policía local, debido a que estaban invadiendo la zona en la que llegaban los autos e impedían el paso de los demás huéspedes.

Algunos de los jugadores llegaron corriendo al hotel de concentración porque se les hacía tarde para reportar a la cena y, al mismo tiempo, evitaban a los aficionados que eran controlados por la policía.

Gerardo 'Tata' Martino, al igual que todo su cuerpo técnico, fue de los primeros en llegar al hotel de concentración, y después lo alcanzaron sus jugadores. Los 22 concentrados estuvieron a la hora convenida.