Raúl vuelve a ser 'El Ángel del Madrid' por 55 minutos

Oscar Gonzalez/NurPhoto via Getty Images

Raúl se volvió a poner gafete de capitán antes de tomar las riendas del Castilla. Vino a divertirse. A ser la pieza que puso algo de color en un Corazón Classic Match que de otra manera habría resultado desangelado.

Dos goles del '7', uno de ellos de penal, otros dos de Fernando Morientes y uno de Christian Karembeu le dieron la victoria por 5-4 al equipo de "Leyendas" del Real Madrid sobre el conjunto de veteranos del Chelsea en el encuentro con fines benéficos que se disputó este domingo en el Santiago Bernabéu.

Por el Chelsea marcaron Schevchenko, Poyet, Gallas y Malouda. Ninguno, de un lado o del otro, recibió más cariño que Raúl.
Escuchó un estruendoso aplauso en cada gol y la enésima ovación que le ha dedicado el Santiago Bernabéu cuando abandonó la cancha a los 55 minutos.

Brilló tanto como se lo permitieron sus casi 42 años (los cumplirá la próxima semana), que por otro lado fue bastante, y por momentos llamaba a la nostalgia, en sus combinaciones con Guti o Morientes; sus compañeros de batalla en aquel equipo que conquistó los últimos dos títulos de Champions League antes de los años oscuros que precedieron a otro equipo legendario; el de Cristiano y compañía.

El encuentro de este domingo marcó la décima edición del Corazón Classic Match que como todos los veranos enfrenta a los veteranos del Real Madrid contra su simil de otro grande de Europa.

Y aunque cada vez son menos las "leyendas" merengues que prestan sus servicios con fines benéficos y cada vez son más los inéditos - esta vez no acudieron ni los exjugadores de mayor peso que siguen ligados a la institución como Roberto Carlos, Emilio Butragueño, o el entrenador del primer equipo, Zinedine Zidane, al coincidir con su 47 cumpleaños- en esta ocasión tenía un sabor especial para el ex atacante, pues será su última aparición pública sin presión.

El exdelantero se hará cargo del filial Real Madrid Castilla a partir de la próxima temporada 2019-20, con una difícil misión por delante, la de intentar volver a la Segunda División luego de cinco años en Segunda B desde su último descenso, en 2014.
Raúl asume su nuevo "reto" recién graduado del curso de entrenador y con apenas un año de experiencia en los banquillos luego de hacerse cargo del Cadete B y el Juvenil B en la segunda mitad de la temporada tras la destitución de Álvaro Benito.

"Es un reto importante y tengo muchas ganas de afrontarlo y, como siempre, espero estar a la altura", dijo el excapitán merengue en declaraciones a los medios del club previo al encuentro.

"Estoy muy ilusionado por esta oportunidad que me da el club", afirmó el exjugador.

En 16 temporadas con el Real Madrid, Raúl disputó 741 partidos en los que firmó 323 tantos que lo colocan como segundo máximo goleador de la institución detrás de Cristiano Ronaldo, con 450.