Barcelona recupera a Jordi Alba y Semedo ante la Real Sociedad

play
Cada vez más cerca del clásico español (7:11)

Conexión con Gemma Soler desde Barcelona. (7:11)

BARCELONA -- Antoine Griezmann vuelve a casa. Diez años después de su debut con el primer equipo de la Real Sociedad, catapultado de improviso desde la cantera por la lesión de un compañero y estrella rutilante desde el primer día que, en el verano de 2009, asomó en los planes de Martín Lasarte, el francés volverá a un remodelado estadio de Anoeta con la camiseta del Barça, dispuesto a mantener la buena racha del líder y convencido de que el recibimiento de la hinchada local no será, para nada, tan hostil como resultó la del Atlético de Madrid.

El campeón del mundo es probablemente el gran protagonista de un partido que Valverde consideró este viernes “muy difícil”, aunque en clave azulgrana se entiende más importante el regreso a la convocatoria de Nelson Semedo y Jordi Alba, recuperados de sus lesiones y a punto para volver a la actividad, con la mirada puesta, obvio, en el Clásico del siguiente miércoles en el Camp Nou.

La entrada del portugués en la banda derecha no es segura por la presencia de Sergi Roberto, aunque la del catalán sí se entiende fija por cuanto su vuelta a la convocatoria provocó la baja de Junior Firpo, titular durante su ausencia y que, de pronto, se vio descartado por el entrenador, quien decidió, curándose en salud, reclutar a 19 futbolistas, regresando Messi, Piqué y el apuntado Sergi Roberto y quedando fuera, además de Junior, el senegalés Wagué.

Habiendo enlazado seis victorias consecutivas desde el 9 de noviembre (4-1 al Celta), el Barça ha tomado impulso en una recta final de año que Valverde apuntó “trascendental” teniendo en cuenta la dureza del calendario en el mes de diciembre. La victoria en Madrid frente al Atlético, la goleada al Mallorca y el triunfo, tan intrascendente como brillante, de un equipo de circunstancias en Milán frente al Inter han relanzado el ánimo tanto en el vestuario como en el entorno del Camp Nou, donde el optimismo se ha catapultado por más que el técnico frene cualquier tipo de euforia recordando la dificultad que tiene la visita a San Sebastián.

La Real Sociedad comenzó el curso con muy buena imagen aunque en las seis últimas fechas ligueras su rendimiento ha descendido, habiendo sumado 8 de los 18 puntos con solo dos victorias y alejándose de la cabeza de la clasificación. El Barça, que ganó sus dos últimos partidos ligueros en San Sebastián, confía en mantener la racha. Y el tono futbolístico que le ha devuelto al primer plano.