Gareth Bale sufre un esguince en el meñique derecho

Bale no cuenta para Zidane, pero al parecer al jugador no le importa EFE

MADRID -- El galés Gareth Bale se entrenó este jueves con una protección en la mano derecha como consecuencia de un esguince en el dedo meñique, según informaron fuentes del Real Madrid, que, a pesar de lo aparatoso de la misma, no le impidió entrenarse con normalidad ni le imposibilitaría jugar el partido del domingo frente al Celta.

El ‘11’ madridista reapareció el pasado domingo contra Osasuna como titular tras estar ausente desde el pasado 22 de enero, cuando se marchó del terreno de juego en el minuto 53 del partido contra Unionistas de Salamanca, de octavos de final de la Copa del Rey al sufrir un esguince leve en el tobillo, en un encuentro en el que anotó el primer tanto.

Al galés se le ha visto ejercitarse con normalidad junto al resto de sus compañeros, a excepción del colombiano James Rodríguez, el español Marco Asensio y el hispano-dominicano Mariano Díaz por lesión, en un vídeo compartido por el Real Madrid en su página web ya que es algo leve.

Su compañero Karim Benzema juega desde enero de 2019 con una férula debido a que sufre una fractura en el mismo dedo.