Los problemas de un millonario

PSG enfrentará la disyuntiva de vender a Mbappe para reunir a Messi con Neymar, en medio de una crisis económica que afecta hasta a los clubes millonarios

Recién termino de trasmitir la victoria de 4-0 del PSG sobre el Montpellier. Situación que me lleva a escribir de la liga francesa y lo que tiene que solucionar el equipo parisino de cara a la siguiente campaña.

El PSG, actual subcampeón de Europa, plagado de figuras y ahora dirigido por Mauricio Pochettino tiene la misión de conquistar la Champions. El titulo de liga representa poco para lo que le han invertido a este plantel.

En la competencia local le es suficiente defender con dos centrales. Los laterales juegan como extremos. De medio campo hacia al frente suma siete futbolistas a la hora de atacar. Lujo que se puede dar por las diferencias que existen tan marcadas con relación al resto de los equipos.

Esto evidentemente es imposible a la hora que tienen que enfrentar a los gigantes de Europa. Por lo mismo, a mi entender se han quedado cortos cuando compiten en Champions.

Han retomado el liderato en su liga, definen los juegos en veinte minutos y es difícil encontrar un valiente que le pueda jugar de tú a tú. Apostar a que este equipo golea cada jornada en Francia no es un tema descabellado.

Ahora, los problemas se avecinan para un futuro a corto plazo. Y es que L’Equipe ha publicado una nota en la que se revela que el conjunto parisino, como cualquier equipo en el mundo, se ha visto afectado financieramente por la pandemia.

Hoy registran un déficit en sus finanzas por mas de 200 millones de Euros. Ante esta problemática, se acerca la finalización del contrato de Neymar y Mbappe. Y es sabido por todos que buscan a como de lugar convencer a Messi para que porte su camiseta.

Aquí la pregunta radica, En qué hará el equipo parisino en la ventana de transferencias del verano.

¿Podrán quedarse con Neymar y Mbappe? ¿Será que en Mbappe se vaya al Madrid? ¿Podrán hacer valida la contratación de Messi?

Vaya dilema millonario que tiene uno de los equipos mas poderosos económicamente hablando en el viejo continente.

Los que estaban acostumbrados a gastar sin preocuparse tanto por ahorrar. Ahora parece que tendrán que preocuparse más por cuidar el dinero y hacer movimientos estratégicos que no hagan más significativos esos números rojos.

Por lo que me parece que la ruta está pintada para que Mbappe el próximo torneo vista la camiseta del Real Madrid y que así logren llevar a Messi para que se reúna con Neymar. Lo cual luce interesante y atractivo. Sin ser esta la formula exacta para ganar la anhelada Champions.

Y es que sigo creyendo que a pesar de una posible llegada del astro argentino, el nivel de competencia jornada tras jornada termina por perjudicar el desarrollo futbolístico de este equipo a la hora de enfrentarse con los monstruos de Europa.

Con Mbappe o sin él. Con Messi y Neymar. Con Di María y Pochettino. Con 200 millones gastados o con 100 ahorrados. Como sea, creo yo que seguiremos viendo un PSG que gane fácil en Francia pero que le seguirá costando trabajo marcar diferencia a nivel continental.