Rashford y su lucha para que ningún niño se quede sin comer

Marcus Rashford continúa con su lucha por ayudar a los que menos tienen al conseguir que varios restaurantes regalen comida a niños sin hogar

Marcus Rashford, delantero del Manchester United, no se dio por vencido después que el gobierno de Inglaterra votara en contra su propuesta de alimentar a los niños en las escuelas, de manera gratuita, durante el periodo vacacional decembrino.

El juvenil de los ‘Red Devils’ convirtió, este viernes, su cuenta de Twitter en un gran mapa donde puso la ubicación de restaurantes y ‘pubs’ que alimentarán gratis a los niños que tienen derecho a este servicio en sus escuelas.

“Burton”, “Aylesbury”, “Melling”, “Brighton and Hove”, “Newcastle”, fueron algunos de los puntos a lo largo de Inglaterra que compartió después que los negocios locales apoyaran la iniciativa de Rashford.

Incluso, después del revuelo que causó la decisión del gobierno inglés y que el delantero comenzó la campaña en Twitter para continuar ayudando a los niños, varios ayuntamientos cambiaron de opinión e informaron que brindarían la ayuda necesaria.

Por ejemplo, el ayuntamiento de Halton escribió desde su cuenta de Twitter que “ cualquier persona que tenga derecho a una comida escolar gratuita obtendrá una durante las vacaciones de medio trimestre”.

A Halton se le unieron los ayuntamientos de Liverpool y Knowsley, quienes también emitieron un comunicado diciendo que alimentarían a los niños. En el caso de la localidad de Liverpool, fue el alcalde Joe Anderson quien dio a conocer dicha medida, la cual impactará en 19 mil 800 pequeños.

De esta forma, Rashford continuó su campaña por ayudar a los niños de Inglaterra, pues desde que inició la pandemia, el referente del United ha sido de los más involucrado en ayudar a los que menos tienen.

Incluso, fue condecorado como Miembro de la Orden del Imperio Británico debido a la ayuda que ha mostrado este 2020. El reconocimiento lo recibió por parte de la reina Isabel II después de ayudar a más de un millón 300 mil niños.