'Tuca' Ferretti, en riesgo de poner pausa a 30 años en los banquillos de México

play
Ricardo Ferretti sobre su paso en Juárez: 'Me dejé llevar por la pasión, pensando que podía revertir una situación complicada' (2:20)

El técnico reconoció que su paso por el conjunto fronterizo no fue el mejor. (2:20)

Luego de 30 años sin interrupción como entrenador en México, 'Tuca' Ferretti dejó Bravos y se enfrenta a una posible pausa, de encontrar un equipo que se interese por sus servicios

Ricardo 'Tuca' Ferretti puso fin a su etapa como técnico de los Bravos de Juárez, equipo al que dejó recientemente tras no renovar contrato con la institución. Esta decisión podría significar para el estratega cortar una racha 30 años dirigiendo de forma ininterrumpida en el futbol mexicano.

‘Tuca’ Ferretti decidió dar un paso de lado al frente del equipo después de finalizar en el último lugar de la tabla de cocientes y con ello hacer que la institución fronteriza pague la multa de 80 millones de pesos. A pesar de esto, la institución deseaba la continuidad del técnico, que se ha coronado en múltiples ocasiones en la Liga MX, pero este se negó a mantenerse.

El siempre temperamental y polémico ‘Tuca’ debutó en los banquillos el 15 de septiembre de 1991 con los Pumas, curiosamente ante un equipo de Ciudad Juárez, el desaparecido Cobras, y lo hizo con el pie derecho al lograr el triunfo por marcador de 3-1.

Su primer gran momento como estratega, no fue en la UNAM, sino con el Guadalajara en 1997, al formar a las “Súper Chivas” con jugadores como Claudio Suárez, Alberto Coyote, Ramón Ramírez, Jesús Arellano y Gustavo Nápoles, escuadra que levantaría la copa en el entonces torneo de verano. Al año siguiente volvería a dirigir una final con el Rebaño, pero el Necaxa le negó su segundo título.

“Después de un año que llegué ya no eran las Súper Chivas, como yo soy un técnico humilde y trabajador, ya eran solo las Chivas”, señaló entre risas el ‘Tuca’ Ferretti en una conferencia de prensa

El idilio con Tigres inició en el Invierno 2000, su primera etapa en ese club duró tres años, logrando clasificar por primera vez en torneos cortos al conjunto de la UANL y disputando una final ante Pachuca, en la que resultó derrotado.

El final de ese ciclo con Tigres se dio tras ser goleado y eliminado por Rayados en la semifinal del Clausura 2003.

Ricardo Ferretti fue contratado para dirigir al Toluca rumbo al Apertura 2003. Su estancia fue corta debido a diferencias con la estrella del equipo escarlata, José Saturnino Cardozo. Pese a esta problemática consiguió una Liga de Campeones de la Concacaf.

Morelia fue su siguiente destino, ‘Tuca’ confeccionó una escuadra muy competitiva, siendo superlíder en el Clausura 2005, pero aquellos Monarcas de Moy Muñoz, Christian Nasutti, Damián Álvarez y Luis Gabriel Rey, entre otros, vio su camino cortado en semifinales del Clausura 2005, y un certamen después, decidió no continuar en la institución.

El “Bigotón” regresó nuevamente a Tigres en el Clausura 2006, ilusionado de cumplir con la asignatura pendiente, un título. Lamentablemente su segunda oportunidad en el timón de la 'U' de Nuevo León duró solo 6 meses, al no avanzar a la fiesta grande.

En el Apertura 2006 volvió al banquillo de los Pumas y lo hizo con el pie derecho al lograr que los universitarios recuperaran protagonismo, y en su quinto torneo al frente obtuvo el campeonato del Clausura 2009. Un año después anunció su renuncia a la UNAM.

Comenzando en el Apertura 2010 su tercera etapa con Tigres para vivir su mejor etapa como estratega. Con los “incomparables” acabó con una sequía de 29 años sin un título en el club, para posteriormente dominar la década pasada de la mano de elementos de talla internacional como Nahuel Guzmán, Guido Pizarro y André-Pierre Gignac, poniendo al conjunto felino entre los equipos más importantes del país. Durante su estadía ganó cinco títulos de Liga MX, tres títulos Campeón de Campeones y una Copa MX. Además de disputar una final de Copa Libertadores y por primera vez para un club nacional, una final de Mundial de Clubes.

Después de 11 años en Tigres, Ricardo Ferretti de Oliveira abandonó la institución felina de manera polémica, luego de que la directiva decidiera no renovarlo a pesar de que el brasileño había revelado que tenía la palabra de los altos directivos de que continuaría al frente del club.

Ferretti decidió tomar las riendas de Juárez apoyado de Miguel Ángel Garza, quien acompaño al técnico en Tigres y posteriormente se convirtió en presidente de Juárez. Sin embargo, esta fórmula no tuvo los resultados deseados y en el presente Clausura 2022 y finalizaron en la última posición con tres victorias, dos empates y 12 derrotas.

Ahora, el técnico deberá esperar a ser llamado por algún equipo que quiera cambiar de técnico o tomar vacaciones por primera vez en tres décadas.