AMFpro buscará elevar salarios en Fuerzas Básicas y Liga Femenil

Entre los proyectos de la AMFpro se encuentra elevar los ingresos de los futbolistas jóvenes y femenil. Imago7

MÉXICO -- Después que llegue a su fin el tema de adeudos del Veracruz, otro objetivo de la Asociación Mexicana de Futbolistas (AMFpro) es buscar el beneficio de las jugadoras y de las categorías inferiores varoniles del futbol mexicano, para que perciban mejores sueldos.

“Queremos una base de sueldo para todas las categorías”, declaró a ESPN Digital Álvaro Ortiz, presidente de la AMFpro.

“Que las mujeres ganen 3,500 pesos, siendo profesionales, para mí es una falta de respeto para ellas; tendremos que ayudar a que tengan un sueldo base”, indicó.

Ortiz añadió que “de repente se nos olvida que están los jugadores del Ascenso, los de la Sub-17, la Sub-20 y la femenil. Para eso está la asociación: para ver por a los de abajo, porque los de arriba todos ganan bien y les va muy bien, con sus excepciones, claro”.

Para el directivo es necesario que nuestro futbol dé pasos hacia adelante en todos los niveles, de ahí que hable de “mejorar el tema de los dobles contratos y que no lo ocultemos. Eso es lo más importante”.

Asegura que su pretensión es ayudar, que la industria crezca. “No se trata de buscar otra manera de cómo perjudicar a los clubes o a los dueños de los clubes, sino al contrario; pero entendamos también que hay muchos vicios en el futbol mexicano y tenemos que ayudar, tanto jugadores como dirigentes”.

Recalcó que no se trata de entrar en discusiones. “Quizá nos damos patadas y barridas y al final del día tendremos que sentarnos a platicar para mejorar”.

Dejó claro que “yo trabajo para los jugadores y ellos para los clubes. Trabajamos para equipos diferentes. No es nada cómodo pelearse con los directivos, pero es mi función. A mí me enseñaron a defender mi equipo, defender mi casa y ésta es mi casa. Y si mañana trabajo con la casa de enfrente la defenderé igual porque soy un profesional”.

Moralmente se considera una persona idónea para ocupar el puesto que desempeña. “Pueden hablar de mí lo que quieran, laboralmente; seré bueno, malo o regular, es parte del oficio; tengo mis errores y mis virtudes, pero de que soy un tipo honesto, que trabajo para la causa, así es. El día que los futbolistas me digan ya no quieren que esté daré un paso al costado”.