Rayados vs Santos, un enfrentamiento de polos opuestos en cuanto a inversión

Monterrey querrá hacer valer su costosa nómina de jugadores en la serie contra los Guerreros

El partido entre Rayados y Santos reflejará un enfrentamiento de polos opuestos en cuando a inversiones económicas, ya que mientras el conjunto regiomontano ha apostado por fuertes desembolsos económicos, los laguneros han buscado jugadores que avancen paulatinamente y puedan elevar su precio.

El conjunto regiomontano se ha caracterizado en los últimos años por tener contrataciones de resonancia y se ha convertido en uno de los planteles más costosos de la Liga MX.

De acuerdo con Transfermarkt, la plantilla actual de Monterrey tiene un valor de 84.81 millones de dólares y eso gracias a las incorporaciones que han hecho en los últimos años.

Dentro de las adquisiciones del conjunto dirigido ahora por Javier Aguirre resalta Rogelio Funes Mori, quien tiene un costo de 7.25 millones, y a él se suma el colombiano Dorlan Pabón, con un costo en el mercado cercano a los dos millones de dólares.

Otra de las contrataciones recientes que se sumaron a Rayados fue el holandés Vincent Janssen, quien tiene un valor de alrededor de cinco y medio, mientras el delantero marfileño Aké Loba vale 3.62.

El argentino Matías Kranevitter es uno más de los jugadores que últimamente se integraron a Rayados luego de su paso por el Zenit de San Petersburgo, de Rusia, y tiene un valor cercano a los 3.5 millones. A él se suma Sebastián Vegas, a quien adquirieron luego de su paso por el Mazatlán y su costo actual es de 7.25.

Contrario a ello, el cuadro lagunero, cuyo valor total del equipo es de 66.81 millones de dólares, ha buscado contrataciones de jugadores de menor costo en comparación con los de Rayados y para el presente certamen fueron cuatro los refuerzos del plantel.

El chileno Ignacio Jeraldinho es uno de ellos y, según Transfermarkt, tiene un costo de 1.81 millones, mientras el colombiano Juan Otero vale tres, Jesús Isijara es de 1.4 y Andrés Ávila de 0.72 millones.

Santos ha tenido inversiones menores y de manera contraria ha conseguido vender a jugadores a Europa como es el caso de Néstor Araujo, quien emigró en el 2018 al Celta de Vigo por más de nueve millones de dólares.

Un elemento más que el conjunto lagunero traspasó al viejo continente fue a Gerardo Arteaga, quien llegó al Genk de Bélgica en una transacción superior a los cuatro millones.

Así, han sido polos opuestos los que han tenido Rayados y Santos, que ahora se enfrentarán en el partido de ida de los cuartos de final en busca de tomar ventaja rumbo a las semifinales.