Erick Sánchez: De tener sobrepeso en el Ascenso a destacar con Pachuca en Liguilla

No hace mucho estuvo en el Ascenso y se sintió mal por ello. Ahora, Erick Sánchez siente que ese camino le ayudó a ser el fuerte jugador que es ahora

Con 21 años de edad el juvenil del Pachuca, Erick Sánchez, se ha consolidado como titular en el último año futbolístico, en un complicado proceso en el que tuvo que vencer el sobrepeso durante su cesión en el Ascenso MX con Mineros de Zacatecas.

Erick Sánchez debutó en el máximo circuito apenas a los 16 años el 7 de agosto de 2016. Sin embargo, su momento para destacar con los Tuzos llegó cuatro años después y para lograrlo tuvo que aprender a picar piedra en la categoría de plata durante año y medio entre 2019 y 2020.

“Cuando fui no lo tomé de la mejor manera y pensé que era como ir a perderme, ir a ver ‘qué sale’. Esa es la mentalidad de uno”, contó el futbolista, quien recordó que llegó al equipo zacatecano con una lesión que le provocó subir de peso.

“Llego allá y fue un poco complicado y por una lesión con peso arriba. Ahorita estoy entre 62 y 63 kilogramos, pero en Mineros estaba en 67 kilos. A nivel de grasa corporal llegué a tener 24 por ciento de grasa y ahora bajé al 11 por ciento y me he mantenido ahí”, dijo.

En entrevista con ESPN Digital, el joven recordó que en el Ascenso tuvo que revertir su mentalidad y sacarle el máximo aprendizaje a lo vivido. “En el primer torneo no tengo muchos minutos hasta la jornada 11 o 12 y de ahí empiezo a jugar y juego los partidos restantes, luego Liguilla y en semifinal de ida me fisuro la mano y luego juego tres partidos al siguiente torneo e igual, ya no vuelvo a jugar hasta el siguiente torneo que fue eso lo que pasó. Al siguiente torneo jugué todos los partidos y de ahí me vine. Me ayudó mucho ir al Ascenso. y traté de revertir esa situación”.

‘Chiquito’ Sánchez recordó que durante sus primeros meses “se sufre, porque no estás en ritmo, de por sí iba saliendo de una lesión en la pierna y luego con el sobrepeso que tenía era complicado, pero sabía que si quería seguir tenía que bajar de peso y agarrar ritmo lo más pronto posible”.

Sánchez compartió que regresó a los Tuzos para el Guard1anes 2020 gracias a la confianza que tiene en él el director deportivo Marco Garcés, quien fue el que abogó por él frente al cuerpo técnico que encabeza Paulo Pezzolano.

“En mi mente estuvo querer, en primera, ser fuerte, trabajar, ser disciplinado y fue lo que me ayudó para estar acá y el esfuerzo y ganas. Cuando me dicen que regreso me marca Garcés y me dice que vengo a ganarme un puesto, luchar por ello y tengo esa confianza. Cuando llego con el plantel la confianza que nos dio Paulo fue importante”, señaló el joven que le ganó la posición titular al capitán de lo hidalguenses Jorge ‘Burrito’ Hernández.

Desde el verano del 2020 a la fecha Sánchez suma 39 partidos disputados, lo que provocó que el técnico de la Selección de México Sub23 lo observara y convocara para la última gira europea que realizarán previo a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, una oportunidad que reconoció no puede dejar escapar.

“Es importante, porque uno aparte de trabajar bien para el club trabaja para llegar bien a selección y es importante, porque se aprecia la oportunidad. Tengo que demostrarle al Jimmy que quiero estar en olímpicos y estar en esa competencia interna y levantar la mano para tener un espacio”, sentenció.