Bob Bradley: Hay jugadores que han perdido enfoque y confianza

play
Real Salt Lake humilla a LAFC por paliza de 3-0 (1:19)

MLS: RSL 3-0 LAFC (1:19)

LAFC atraviesa una atípica racha negativa. Después de la burbuja de Orlando donde llegaron a los 4tos de final del torneo MLS Is Back, los resultados nos los han acompañado. Los dirigidos por Bob Bradley suman 4 derrotas en los últimos 5 partidos.

“Hay jugadores que han perdido enfoque y confianza, son tantas cosas pasando al mismo tiempo que creo que se debe hacer trabajo en lo individual para que se refleje en lo colectivo”, dijo Bob Bradley desde Salt Lake City post partido.

LAFC jugó el duelo pendiente ante Real Salt Lake, luego de que el mismo se suspendiera hace un par de semanas debido al boicot deportivo por las injusticias raciales en Estados Unidos. Los angelinos se llevaron la derrota 3-0 en su visita a Salt Lake.

Siguiendo con la idea de utilizar la plataforma del deporte para alzar la voz ante la causa social, todo el equipo de LAFC se hincó al término del Himno Nacional de Estados Unidos. Algunos jugadores incluso lo hicieron durante la entonación del mismo.

“Quiero decir que hubo varios de nosotros que por razones personales decidimos estar de pie en el himno nacional. Yo fui uno de ellos y mi razón es por respeto a los que han servido a este país en el ejército, los médicos, en fin. Pero después, ya finalizado el himno, decidimos hincarnos como grupo para seguir manifestándonos y apoyando la causa, mandado un mensaje como organización, de qué es en lo que creemos”, compartió Bradley.

Debido a la carga de partidos con jornadas dobles, recién LAFC se midió a Galaxy el domingo, sumado al viaje a Salt Lake City, Bradley decidió realizar rotaciones. Cuatro jugadores tuvieron su primer inicio como jugadores de LAFC esta noche, los juveniles Danny Musovski, Bryce Duke y Mohamed Traore, así como el refuerzo hondureño, Andy Najar.

“Fue una noche extraña, por la carga de partidos debimos hacer rotaciones, darles juego a los jóvenes en la primera mitad. Iniciaron con algunos nervios, ajustamos al medio tiempo con la idea de presionar en la segunda mitad y la manera que empezamos es indicativo de cómo estamos, cometiendo errores, perdiendo balones y rápidamente estábamos con otro gol en contra”, expresó el técnico estadounidense.

Pese al mal momento, Diego Rossi es el goleador del torneo con 9 tantos. Esta noche, el delantero uruguayo saltó al terreno de juego como el capitán de los aurinegros ante la ausencia de Carlos Vela y Eduard Atuesta por lesión, así como Mark-Anthony Kaye por suspensión.

“Diego ha intentado asumir la responsabilidad de liderazgo sin Carlos, Eduard, Mark, es difícil el tener todo eso en sus hombros. Creo que, aunque no ha sido su mejor noche, está luchando fuerte y entregándose, como en el partido del Galaxy que no dejó de luchar”, agregó Bob.

LAFC generó oportunidades, pero no pudo concretarlas. Mientras que, a balón parado, están sufriendo. Los tres goles de la derrota se generaron por esta vía, los dos primeros producto de tiros de esquina y el tercero, fue un penal convertido por Albert Rusnak.

“No quiero decir que es mala suerte, pero hemos tenido oportunidades en los juegos que hemos perdido, incluido este, de haber estado finos en la primera mitad como lo hemos hecho en el pasado, no sería así el resultado perdiendo 3-0. Tenemos que regresar a anotar para marcar el ritmo del partido”, dijo el juvenil de 19 años de edad, Bryce Duke.

El Estadio Rio Tinto, permitió el ingreso de aficionados, siguiendo las reglas de distanciamiento social, aproximadamente en un 20 por ciento de su capacidad. Los seguidores presentes disfrutaron la victoria del equipo local.

Es momento de tener paciencia, decía Bob Bradley con respecto al bache negativo que atraviesan los angelinos. El siguiente partido para ellos será este domingo ante Portland Timbers en el Banc of California. La realidad es que LAFC ha bajado posiciones en la clasificación y están en el 8vo puesto de la Conferencia Oeste.

“Es fácil ver que estamos en un periodo que está muy por debajo de nuestros estándares. Lo único que se puede hacer es jugar y trabajar para salir de ello”, finalizó Bradley.