Irán no permitió asistencia de mujeres al partido contra Líbano

Alrededor de 2,000 aficionadas se quedaron afuera del estadio luego que las autoridades impidieran su ingreso al inmueble

Aficionadas iraníes al fútbol se quedaron el lunes sin asistir al último partido de eliminatoria de Asia para la Copa Mundial de Qatar 2022 de su selección, ante la de Líbano, después de que las autoridades prohibiesen su entrada al estadio donde Irán se impuso por 2-0.

Para el encuentro se vendieron 12,500 entradas, de ellas 2,000 para mujeres, pero una vez llegada la hora del partido no se permitió a las Aficionadas entrar al estadio Imam Reza de la ciudad sagrada de Mashhad, en el noroeste del país, informaron medios iraníes.

Decenas de mujeres gritaron "tenemos objeciones" frente al estadio como protesta por la prohibición, según un vídeo publicado por el periódico Khabaronline.

"Dijeron que las mujeres podíamos comprar entradas y acudir al estadio. Compramos las entradas y ahora nos dicen que no podemos entrar", explicó una aficionada al medio semioficial Fars.

"Todas las mujeres que estamos aquí tenemos entradas", indicó.

Las autoridades no ofrecieron explicaciones por el cambio de política.

Durante 40 años, la República Islámica de Irán no permitió la asistencia de mujeres a los estadios, un tabú que se rompió en 2019 en un Irán-Camboya al que acudieron 3,500 aficionadas, ante las presiones de la FIFA.

Pero la irrupción de la pandemia del coronavirus puso fin a la asistencia a partidos y por ello no volvió a repetirse la presencia de mujeres en los estadios hasta este año.

A finales de enero, por segunda vez en cuatro décadas, se permitió la asistencia en Teherán de unas 2,000 Aficionadas al encuentro de Irán contra Irak, en el que los iraníes sellaron su clasificación para el Copa Mundial de Qatar.

En aquel partido una aficionada dijo a Efe que esperaba que no fuese la última vez que se permitiese la asistencia de mujeres a los estadios, algo que ya no está claro.