Que empiecen los Juegos del Coronavirus

ESPN

El relevo de la antorcha nos hace ilusionarnos para que empiecen los Olímpicos de Tokio 2020.

El 24 de marzo del 2020 el mundo recibía la notica de que se aplazaban los Juegos Olímpicos de Tokio del 2020 para el 2021, con la incertidumbre de si realmente se podrían hacer debido a la pandemia por el COVID 19. Un año y un día después, el 25 de marzo del 2021, la esperanza regresó al ver como iniciaba el recorrido de la antorcha por Japón.

Fue el mismo presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, quien dijo que "La cuenta atrás ha comenzado”, asegurando que dentro de 121 días se encenderá el pebetero y los atletas tendrán un escenario en el cual brillar, y no fue el único, también la presidenta de Tokio-2020, Seiko Hashimoto, aseguró que la llama olímpica fue un “rayo de luz al final de la oscuridad. Esta pequeña llama nunca perdió la esperanza y ha esperado este día como una yema de cerezo a punto de florecer”. Ahora, mientras el mundo se prepara por ver el cerezo a su máximo esplendor el próximo 23 de Julio, ¿qué asegura que es un hecho que se llevaran a cabo? ¿Qué pasara si hay un nuevo brote del virus? ¿Podrán asegurar la salud de los atletas y del pueblo japonés? Estas son algunas de las preguntas que llevan un rato sonando al rededor de la justa veraniega.

A principios de año salieron varias noticias diciendo que los Juegos Olímpicos no se realizarían, y aunque el COI salió a desmentirlo diciendo que esta noticia era "categóricamente falsa", no pudieron evitar lo que muchos veían venir: unos JJOO sin espectadores extranjeros. ¿Hubiera sido mejor cancelarlos? Es cierto que sin los aficionados de otros países se perderá una parte importante del evento, sin embargo esto va mucho más allá del evento deportivo. Japón registra alrededor de 463 mil infecciones y 8, 956 muertes por la enfermedad. Aunque las cifras son menores que en otros países y es bien conocido que los nipones han sido de las naciones que mejor han controlado la enfermedad, a principios de enero se vieron afectados por la tercera ola de contagios que reflejó más de 2.500 casos diarios en Tokio, lo cual obligó a la capital japonesa a permanecer estado de emergencia, hasta hace unos días.

La primera prueba ya empezó, el relevo de la antorcha determinará un camino mucho más claro de lo que podremos esperar este verano, incluso las autoridades niponas esperan que la gente vea que es posible realizar este tipo de eventos sin que haya repercusiones, y así cambiar la opinión de los que querían que no se realizara la justa veraniega. Pero siendo realistas, es improbable que se produzca una cancelación total, sería un desastre para muchos atletas que llevan años preparándose para este evento, sin dejar a un lado lo que representaría económicamente.

Pero independientemente de cómo terminen estos Juegos en Tokio, yo lo comparo con un semáforo (ahora que están de moda), y cómo cuando te toca la luz amarilla aceleras, sabiendo que sería más seguro esperar hasta que este en verde. Muchas cosas aun están por definirse, pero sin duda, el relevo de la antorcha nos hace ilusionarnos para que empiecen, los juegos del Coronavirus.