Schwartzman fue demoledor y sueña con el título del ATP de Amberes

Demoledor. Diego Schwartzman, N°14 del mundo, brilló en la semifinal del ATP 250 de Amberes y, tras un sólido 6-4 y 6-0 frente al ascendente estadounidense Jenson Brooksby (70°), se metió en la final del certamen por terceravez.

El camino de la mejor raqueta argentina continúa en un gran nivel: en poco menos de una hora y media de juego selló una victoria que le permitirá ir en busca del quinto título de su carrera, el segundo del año.

Cabe recordar que el único trofeo que consiguió en la temporada 2021 fue en el Argentina Open, a principio de año, lo que significó su primer título en su país.

En este sentido, en la final de Amberes enfrentará a Jannik Sinner (13°), que le ganó el duelo a Lloyd Harris (32°) y sueña con un lugar en las Finales ATP.

Para el albiceleste, la situación es bastante similar, ya que aún mantiene chances de entrar nuevamente al certamen que se jugará por primera vez en Turín. A su vez, el triunfo que había obtenido para llegar a las semifinales le permitió alcanzar su éxito N°100 en canchas duras, siendo el quinto de Argentina en lograr esa marca.

En Amberes, Schwartzman le había ganado en su debut al escocés Andy Murray (172°), exlíder mundial. Luego venció a Brandon Nakashima (79°) y ahora a Brooksby. En ninguno de los partidos cedió un set.

El argentino ya jugó 11 finales en el circuito grande, de las que se impuso en cuatro. Ahora consiguió su sexta final en superficie dura y las dos primeras de su carrera sobre ese piso fueron precisamente en Amberes, ya que allí perdió en 2016 y 2017 el duelo decisivo.