Hasta 2015 habrá estadio nuevo en Culiacán

El nuevo estadio de los Tomateros de Culiacán no estará completo en su construcción en 2014 Tomateros de Culiacán

Al menos este año, los Tomateros de Culiacán no tendrán estadio nuevo y deberán jugar la temporada 2014-2015 de la Liga Mexicana del Pacífico en el Estadio General Ángel Flores, que recibirá su mantenimiento para que este listo para octubre próximo.

La construcción de la nueva casa de los Tomateros afronta un gran problema, pues un juez federal aún no da la resolución a un amparo que se interpuso para que el Ángel Flores no sea demolido.

Y aunque hace una semana, el Gobernador de Sinaloa, Mario López Valdez, llegó dispuesto a demoler el inmueble, así perdiera la chamba, los encargados de la obra, arquitectos e ingenieros, fueron firmes en señalar que el tiempo ya no es propicio para terminar el nuevo estadio antes de octubre, mes en que inicia la próxima campaña.

"Los constructores ya nos dijeron que el programa que tienen no daba, era imposible terminar, ¿por qué?, por las demoras que habia. ¿Qué hacemos?, teniamos la posibilidad de no jugar, ya habíamos advertido a la liga que si habia este tipo de problema de que podiamos pedir un permiso especial para no jugar la temporada, la otra era irnos a jugar a otro lado", dijo Juan Manuel Ley, presidente de Tomateros.

"Las dos eran terriblemente malas para todo mundo, para nosotros, para ustedes, para los aficionados y nosotros dijimos 'vamos a hacer lo que tengamos que hacer para poder jugar en el Ángel Flores'", agregó.

Así que la construcción seguirá como se tiene programada en las afueras del Ángel Flores, en el área de donde era el estacionamiento, y donde quedarán las tribunas centrales del nuevo parque.

De aquí a octubre, los Tomateros darán el mantimiento adecuado al Ángel Flores para que los aficionados estén cómodos en la próxima campaña.

"Mientras son peras o son manzanas, nosotros vamos a tratar de que el Estadio Ángel Flores este listo, tenerlo más o menos parapeteado para que no haya problemas de que no hay béisbol aqui", dijo Juan Manuel Ley en días pasados.

El no poder demoler el estadio Ángel Flores ha sido el principal dolor de cabeza en el proyecto, ya que se dijo en diciembre que la resolución saldría antes de finalizar el 2013. Sin embargo, eso no sucedió y se comentó que se aplazó para finales de febrero de 2014, cosa que tampoco sucedió.

El grupo de seis personas que interpuso el amparo para detener la demolición del Ángel Flores, busca que todos se haga conforme a la ley, y que no se beneficie a Tomateros, ya que están utilizando recursos públicos.

De ordenarse la demolición del estadio, el nuevo parque deberá quedar listo para octubre del 2015, casi un año y medio antes de que Culiacán celebre la Serie del Caribe 2017.

Por lo pronto hay que esperar, pues dicen algunos en la capital de Sinaloa que el problema puede ser tan serio, que podría llevar años el conseguir que se revoque el amparo...