Mala actuación de Paul Delgadillo, así como la final del Apertura 2014

play
Irregularidades en todo el Torneo (2:36)

Felipe Ramos Rizo analiza el arbitraje de Paul Delgadillo en la Final del Torneo Apertura 2014. (2:36)

MÉXICO -- La actuación de Paul Delgadillo fue como la final: mala.

Me parece que la expulsión de Burbano fue en forma correcta, no así la de Damián Álvarez: fue una exageración, no hay agresión por la cual se le tenga que mostrar la tarjeta roja y ahí se le viene totalmente para abajo el trabajo. Paul se descontrola, luego vienen jugadas muy bruscas, como una de Villa, donde lo amonesta cuando tenía que ser expulsado, y una agresión de Dueñas al que tampoco expulsa.

La expulsión de Nahuel también lo hace en forma correcta, pero hay una irregularidad total en el criterio para mostrar las tarjetas rojas, así que el arbitraje quedó a deber como quedó a deber en la ida, y sin ninguna duda, creo que la jugada clave de este partido es la expulsión de Damián Álvarez, que la hace de forma incorrecta.

A Mendoza, me parece que no existe ningún argumento para expulsarlo al final. Creo que como él se encuentra perdido ya en el partido, trata de buscar alguna solución para mejorar su arbitraje, pero echó al jugador de manera totalmente injusta.

Delgadillo se vuelve a quedar igual que en otras finales; él dirigió la de América-Cruz Azul, donde también influyó en el marcador del partido, así que (los árbitros) se vuelven a quedar, lo importante es que no aprendieron nunca a arbitrar finales.

Le pongo un "6" a Delgadillo por su labor arbitral; el arbitraje en liguilla fue bastante malo, igual que en el campeonato. No hubo mejoría, desafortunadamente no hay la gente adecuada para instruir a estos hombres y únicamente en la liguilla vimos el reflejo de lo que fue el torneo.