Mayweather controla a Pacquiao

LAS VEGAS -- Por eso es el mejor del mundo, por eso es el mejor atleta pagado del mundo, por eso es uno de los mejores peleadores de esta época.

Floyd Mayweather puso hielo a una ofensiva feroz de Manny Pacquiao en la primera parte de la pelea, pero terminó por ganar ante más de 16 mil asistentes a la MGM Grand Garden Arena y millones de televidentes alrededor del mundo.

Mayweather, el peleador que esta noche impuso un número impresionante de récords, entre ellos el de ser el mejor pagado del mundo, mantuvo su invicto y mejoró su marca profesional a 48-0 con 26 nocauts luego de dominar la mayor parte del combate ante un voluntarioso Pacquiao, que se quedó con 57-6-2 y 38 nocauts.

Floyd se llevó tarjetas de 118-110, 116-112 y 116-112 y se quedó con los títulos de peso Welter del Consejo Mundial de Boxeo, Asociación Mundial de Boxeo y Organización Mundial de Boxeo, pero además se consolidó como el mejor peleador del mundo y terminó con las dudas que había sobre su superioridad ante el púgil filipino, que simplemente no logró la hazaña.

"Gracias a Dios por esta victoria, gracias a los fans que vinieron a Las Vegas, Pacquiao es un fuerte competidor, me conectó un par de veces, tuvo sus momentos, pero hice una pelea inteligente, me salí", dijo Floyd, quien en septiembre podría hacer la última pelea como profesional, a menos que se decida llegar a 50-0 y superar el récord del legendario invicto Rocky Marciano.

"Mi última pelea es en septiembre", reiteró Floyd. La pelea más millonaria de la historia no decepcionó, fue una pelea competitiva, en la primera parte Pacquiao tuvo sus momentos, sobre todo en el cuarto asaltos en el que con una mano izquierda le hizo trastabillar de gran forma, prendiendo la arena con ese misil.

"Creo que gané la pelea", dijo Pacquiao, quien dijo que fue quien impuso el combate y no reconoció la superioridad del púgil estadounidense, pese a que la victoria había sido clara. La falta de efectividad 'mató' a Manny y eso fue aprovechado por Floyd.

Floyd se consolidó como el mejor del mundo, puso hielo a un demonio en el ring y terminó por llevarse la gloria, terminar con las dudas y encaminarse hacia el Salón de la Fama como un hombre que no rehuyó a ningún combate y siempre supo adaptarse a las circunstancias para sacar la victoria.

Así lo vimos:

Round 1. Lo que todos querían, llegó pronto, Mayweather no salió a correr, se le plantó a Pacquiao en el centro del ring y desde ahí le hizo fallar y pagar el precio con un par de derechas más que efectivas. Pacquiao no salió a acabar a su rival, estuvo tranquilo, falló, pero no se precipitó para tratar de remontar.

Round 2. Pacquiao soltó las manos, se lanzó con esas combinaciones de seis golpes pero no pudo conectar sólido a Mayweather, quien esta vez trató de evitar a como diera lugar esas embestidas, ya sea con abrazos o pasos laterales. Buscó el contragolpe Floyd pero no fue lo efectivo que hubiera deseado.

Round 3. Mayweather quiso jugar con fuego, se dejó llegar a Pacquiao hasta las cuerdas y ahí lo hizo fallar para luego contragolpearlo, peleando a la distancia que más le convenía y abrazando, jalando, empujando cuando le convenía. Manny cerró fuerte, daba avisos de querer el nocaut en el combate.

Round 4. Pacquiao salió decidido al todo o nada, fue por Mayweather y le conectó una izquierda recta que hizo tambalear al mejor del mundo e hizo explotar a los fanáticos en las gradas. Se fue con todo Manny y aunque Floyd dijo que no, la verdad es que estaba siendo golpeado por los puños del tagalo.

Round 5. Estar contra las cuerdas casi cuesta una caída a Floyd en el round anterior, entonces cambió y se metió al centro del ring, tirando su jab, manteniendo a raya a Pacquiao y teniendo cuidado de sus poderosos volados de mano izquierda y el gancho de derecha. Round para el 'Money'.

Round 6. Nuevamente llevó Pacquiao contra las cuerdas a Mayweather, le conectó sus ráfagas de seis a ocho golpes y si bien no conectaron tan efectivamente al estadounidense, lograron que se preocupara más por defenderse que por atacar, otro round de Manny y la moneda estaba en el aire.

Round 7. Salió Mayweather a compensar el round anterior y fue por Mayweather, de inicio le metió una fuerte mano derecha y luego estuvo jabeando para mantenerlo a distancia, Pacquiao fue por él pero no pudo conectarlo en ningún momento. Los dos sabían que estaba parejo el duelo y debían darlo todo.

Round 8. O se le acabaron las piernas a Pacquiao o Floyd encontró la fórmula, más allá de una buena recta de izquierda del filipino, el estadounidense logró mantener a distancia a su rival y al final dejó ver su excelso boxeo, haciendo fallar al rival y metiendo la derecha cruzada para lastimarlo.

Round 9. El jab, clave en el andar de Mayweather en el ensogado, ataques arrebatados del filipino que conectaba de vez en vez al mejor libra por libra pero no pudo ponerlo en condiciones para ser noqueado. Mayweather no sólo libró esos obuses, le hizo pagar el precio con su mano derecha cruzada o pasándolo con el gancho de izquierda.

Round 10. Error y acierto, así jugó Mayweather que se dejó llegar a Pacquiao en un par de ocasiones antes de meterle la derecha cruzada para poner orden. Manny mostró por primera vez en el combate algo de cansancio, pero aún así buscaba el golpe de poder que ayudara en las tarjetas.

Round 11. Floyd buscó el bombazo de arranque pero no pudo, el peleador tagalo fue de menos a más en el round, conectando, primero una izquierda larga y luego la derecha en corto, pero para el último minuto, Mayweather puso hielo al asunto, le metió el jab, luego la derecha y terminó por plantarse, de tú a tú, ganando.

Round 12. Pacquiao, con la desventaja en los puntos, fue por Mayweather pero rápido fue apaciguado por los rectos de derecha del mejor del mundo quien, con el control en las tarjetas, y del round, se dedicó finalmente a recorrer el ring para evitar la sorpresa que nunca llegó. Nos fuimos a las tarjetas.