Un Día Como Hoy en el Béisbol: El día que Mike Schmidt se dio cuenta que todo había terminado

play
Kurkjian reflexiona en el aniversario del retiro de Mike Schmidt (1:48)

Tim Kurkjian echa una mirada a la carrera de Mike Schmidt y cómo su decisión de retirarse del béisbol entristeció a toda la comunidad del deporte. (1:48)

Ustedes aman el béisbol. Tim Kurkjian también ama el béisbol. Así que mientras esperamos ansiosamente por el regreso del deporte, cada día les daremos una historia o dos, atada a lo ocurrido en esta fecha en la historia del béisbol.

UN DÍA COMO HOY EN 1989, Mike Schmidt anunció su retiro.

Schmidt había jugado en 42 juegos esa temporada, estaba empatado en segundo lugar en jonrones (seis) para un antesalista en la Liga Nacional en ese momento y era el líder de por vida entre los jugadores activos en cuadrangulares, carreras impulsadas, carreras anotadas y total de bases. Pero a los 39 años, su forma de jugar reciente había sido inaceptable para él.

"Estábamos en el autobús, saliendo del Candlestick [Park de San Francisco] hacia el aeropuerto para salir a San Diego", dijo Bob Dernier, entonces jardinero de los Filis. "Mike estaba en la parte trasera del autobús con Chris James, Bedrock [Steve Bedrosian] y algunos otros. Mike nos miró y dijo: "Creo que eso es todo, ya terminé". Chris James comenzó a llorar. Él dijo: '¡No, no, Mike, no puedes!' Mike me dijo: 'No puedo atrapar. No puedo tirar. Estaba avergonzado por su defensa. La defensa era muy importante para él. Solía decirme que el equipo Todos Estrellas debería ser el equipo de Guante de Oro. Valoraba eso más que nada, incluso cuando lideraba la liga en jonrones''.

Schmidt ganó 10 Guantes de oro; solo Brooks Robinson (16) ganó más en la tercera base. Schmidt lideró la Liga Nacional en jonrones ocho veces, lo que sigue siendo un récord de la Liga Nacional. Terminó con 548 jonrones, la mayoría para un antesalista. Su combinación de poder ofensivo y gracia y habilidad defensivamente fue impresionante; de hecho, él podía tocar el piano y moverlo también. Schmidt ganó tres MVP, incluidos dos en años consecutivos, y terminó tercero otras dos veces. Según la mayoría de las estadísticas, es el mejor tercera base de la historia.

Y sin embargo, nunca fue suficiente para Schmidt; estaba constantemente preocupado por su habilidad con el bate. Casi 30 años después de su jubilación, él me dijo: "Cuando estaba luchando, si me hubieras dicho que debería instalarme en la caja de bateo de espaldas al lanzador, lo habría intentado".

Schmidt estaba bateando .203 cuando se retiró. Así que acompañó al equipo a San Diego esa noche y anunció oficialmente su retiro al día siguiente. Fue muy emotivo. Se derrumbó varias veces.

"Tan pronto como Mike dijo que había terminado, Bedrock y yo comenzamos a planear la fiesta de celebración", dijo Dernier. "Iríamos a hablar con Harry [Kalas, el legendario narrador del club". Estábamos pensando en conseguir algunos Heinekens en hielo. Tuvimos una gran fiesta. Estábamos muy tristes de verlo irse, pero estaba tan orgulloso de su juego, ¿quién era yo para discutir eso? Lo vi hacer cosas increíbles. Mike era simplemente fascinante ''.

Otras notas de béisbol del 29 de mayo

  • En 1981, Ellis Valentine fue cambiado de los Expos a los Mets. En 1982, Valentine apuntó su dedo meñique derecho hacia mi cara y dijo: "Tengo más talento en este dedo que la mayoría de los jugadores en todo su cuerpo".

  • En 2010, Roy Halladay lanzó un juego perfecto. Ganó el premio Cy Young en la LN ese año. Mandó a hacer una réplica del Cy Young para su receptor, Carlos Ruiz, porque, dijo Halladay, Ruiz tuvo mucho que ver con su éxito.

  • En 1941, Joe DiMaggio se ponchó por tercera vez en todo el año. Terminaría la temporada con 30 jonrones, 13 ponches y una racha de 56 juegos conectando de hit. Escribí esa estadística hace 35 años, y un chico de la radio se confundió un poco y dijo: "Acabo de leer el otro día una estadística increíble: en el año en que Babe Ruth conectó 60 jonrones, se ponchó solo 13 veces". Rayos.