Boricua Eddie Rosario bateó .560 en SCLN y es el Jugador Más Valioso

ATLANTA -- El jardinero puertorriqueño Eddie Rosario fue elegido el sábado como Jugador Más Valioso (JMV) de la Serie de Campeonato de la Liga Nacional, que ganaron los Atlanta Braves en seis juegos a Los Ángeles Dodgers.

Rosario bateó un jonrón de tres carreras contra el derecho Walker Buehler en la cuarta entrada del juego 6 en el Truist Park para disolver un empate 1-1 y guiar a los Braves a su primera aparición en la Serie Mundial desde 1999.

"Lo estaba buscando, lo quería", dijo Rosario, el sexto miembro de los Braves, pero el primero desde el receptor venezolano Eddie Pérez que recibe el trofeo. "No tengo palabras para describir la emoción que siento".

"Siempre lo había soñado y ahora lo estoy viviendo. Estoy muy agradecido", dijo Rosario sobre avanzar a la Serie Mundial por primera vez en su carrera.

Rosario bateó .560 con tres cuadrangulares y nueve carreras impulsadas en 25 turnos y con 14 hits empató el récord de imparables en una serie de playoffs. El venezolano Marco Scutaro, el dominicano Albert Pujols, el japonés Hideki Matsui y el estadounidense Kevin Youkilis también pegaron 14 hits en una serie.

"Me siento orgulloso de todo lo que estoy haciendo, del equipo, de mis compañeros. Estoy muy feliz", dijo.

El jardinero de Atlanta es el séptimo pelotero puertorriqueño que gana el JMV en las Series de Campeonato de Grandes Ligas.

Los receptores Javy López (Atlanta, 1996), Benito Santiago (San Francisco Giants, 2002) e Iván Rodríguez (Florida Marlins, 2003) y el infielder Javy Báez (Chicago Cubs, 2016) también lo conquistaron en la Liga Nacional.

El intermedista Roberto Alomar (Toronto Blue Jays, 1992) y el jardinero Bernie Williams (New York Yankees, 1996) lo recibieron en la Liga Americana.

Una adquisición de finales de julio desde los Cleveland Indians, Rosario bateó .271 con siete jonrones y tuvo OPS de .903 en 33 juegos con Atlanta en la serie regular. En 10 encuentros de la postemporada, batea .474 (38-18) con cinco extrabases y 11 carreras remolcadas.

En 16 partidos de playoffs en su carrera de siete años, Rosario batea .354 (65-23).

Sobre derrotar a los Dodgers, que el año pasado se recuperaron de estar abajo 1-3 para vencer a los Braves y avanzar y ganar la Serie Mundial, Rosario dijo que lo respeta como equipo, pero que siempre se sintió confiado en que le ganarían.

"De verdad que es un gran equipo, un gran rival, pero sabía que con esfuerzo y trabajo, le podíamos ganar", dijo.