Max Scherzer da bienvenida a la presión de jugar en la Gran Manzana

play
Mets adelantan regalos de Navidad a sus aficionados (1:40)

La millonaria contratación de Max Scherzer es prueba de que el dueño Steve Cohen no bromeaba al afirmar que invertiría para intentar hacer competitivos a los Mets. (1:40)

NEW YORK - Max Scherzer no es ajeno a la presión.

Mientras el futuro miembro del Salón de la Fama de 37 años se prepara para comenzar su mandato como miembro de los New York Mets, el derecho sabe que el centro de atención y el escrutinio serán más fuertes que nunca durante su carrera.

Ganará $43.3 millones por temporada, el más alto en la historia del deporte, después de firmar un contrato de tres años y $130 millones a principios de esta semana.

"La presión es un privilegio, no un problema", dijo Scherzer durante su conferencia de prensa introductoria el miércoles.

Scherzer eligió New York esta temporada baja después de lanzar para Los Angeles Dodgers y los Washington Nationals durante la campaña de 2021, cuando terminó tercero en la votación del Premio Cy Young de la Liga Nacional y registró una efectividad de 2.46, la mejor de su carrera.

El propietario de los Mets, Steve Cohen, el presidente del equipo Sandy Alderson y el gerente general Billy Eppler dieron la bienvenida a Scherzer, quien llamó desde Zoom con su agente Scott Boras.

"Es un gran día para los New York Mets", dijo Cohen. "Es un día aún mejor para nuestros fanáticos".

Scherzer tomó nota de que asumirá un papel importante en la configuración de la cultura del clubhouse de los Mets, que enfrentó una controversia la temporada pasada cuando el equipo decidió dar la señal del pulgar hacia abajo a los fanáticos por abuchear su desempeño en el campo mientras otros se metían en discusiones con los medios en Twitter.

"Los camerinos pueden cambiar, y solo se necesitan unos pocos muchachos para hacerlo", dijo Scherzer.

El interés de Scherzer en unirse a los Mets comenzó con una llamada introductoria de Zoom con Cohen y Eppler.

"Steve dijo que es lo que sea necesario para ganar aquí", dijo Scherzer. "Él ve esto como si quisiera ganar un campeonato y va a hacer lo que sea necesario para ganar. No escuchas eso de los propietarios con demasiada frecuencia en estos días. Y cuando finalmente puedes escuchar a algún propietario queriendo hacer lo que sea necesario para ganar, obviamente eso despertó mi interés".

Eppler dijo que Scherzer se ubicó en la parte superior de la lista de deseos de agentes libres del equipo esta temporada baja, especialmente después de las salidas de Noah Syndergaard y Steven Matz a través de la agencia libre esta temporada baja.

"Comenzamos esta temporada baja, nos propusimos tener un impacto real en nuestro club", dijo Eppler. "Al trabajar con Max, aprendimos que tiene una forma especial de percibir el juego. En todo el sentido de la palabra, es un profesional. Aporta una implacabilidad y una obsesión por ganar a nuestro clubhouse".

La firma de Scherzer crea un tándem de primer nivel con el dos veces ganador del Cy Young, Jacob deGrom, en la cima de la rotación de los Mets.

Scherzer se acercó a deGrom después de reunirse con Eppler y Cohen para tener una idea de cómo es jugar para los Mets.

"Salí feliz con él", dijo Scherzer. "El sueño de lanzar con él, podemos hacer grandes cosas juntos".

Scherzer dijo que otro factor que influyó en su decisión fue estar más cerca de su esposa e hijos en Jupiter, Florida. El entrenamiento de primavera de los Mets está cerca en Port St. Lucie, mientras que New York está a solo tres horas de vuelo en comparación con la costa oeste.

A pesar de su edad, Scherzer no ha mostrado muchos signos de desaceleración, ganando más juegos con una efectividad más baja a los 30 que a los 20. Se unirá a una rotación con deGrom y Carlos Carrasco y ya no será una espina en el costado para su nuevo equipo, ya que Scherzer tuvo marca de 14-5 con efectividad de 2.68 en 26 aperturas contra los Mets, incluida una efectividad de 2.14 en el Citi Field. .

Scherzer se une al jardinero Starling Marte y Mark Canha y al jugador de cuadro Eduardo Escobar como parte de una gran cantidad de gastos para rehacer el roster después de que Newe York terminara tercero en la División Este de la Liga Nacional, elevando la nómina del equipo a muy por encima de los $240 millones.

Los Mets también necesitan nombrar a un mánager luego de rechazar la opción de equipo sobre Luis Rojas, quien llevó al conjunto a un récord de 103-119 en dos temporadas.

La última decisión que deberá tomar Scherzer será su número de camiseta. Scherzer usó el 37 con los Detroit Tigers y 31 con los Nationals y los Dodgers; ambos números no están disponibles actualmente.

Al final, la razón por la que eligió a los Mets fue la oportunidad de ganar otro campeonato.

"En este punto de mi carrera, pones todas esas cosas juntas", dijo Scherzer, "y fue entonces cuando dije que iba a ser un Met de New York".