Cooperstown: A una semana del anuncio, Big Papi sigue liderando la boleta

play
Ausencias y regresos en la boleta de Enrique Rojas para Cooperstown (4:01)

El destacado talento de ESPN explica su voto en la boleta de 2021 al Salón de la Fama de Cooperstown. (4:01)

A una semana del anuncio oficial de los resultados de la votación de la Asociación de Escritores de Béisbol de América (BBWAA) para el Salón de la Fama de Cooperstown, el dominicano David Ortiz no solamente encabeza la preferencia de los electores, sino que ahora mismo luce como el único que podría evitar la segunda blanqueada consecutiva de los electores.

De acuerdo a la recopilación anual de Ryan Thibodeaux hasta la tarde del martes se habían identificado 171 boletas (el 43,6% del total estimado) y Ortiz había sido marcado en 143, para un 83,6%. Para ingresar al Salón de la Fama se requiere ser votado por el 75% del jurado.

Los legendarios peloteros norteamericanos Barry Bonds (77,2%) y Roger Clemens (76,0%), quienes aparecen en la papeleta de los escritores por décima y última vez, también superan el porcentaje necesario, aunque por escaso margen. Ningún otro candidato alcanza el 60%.

El anuncio oficial de los resultados del 2022 se hará el 25 de enero.

La experiencia de procesos anteriores ha enseñado que la mayoría de los escritores que no revela su intención de voto por adelantado, suele ser más exigente con los candidatos que de una u otra manera fueron vinculados al uso de sustancias para mejorar el rendimiento, incluso si nunca violaron el programa antidopaje de las ligas mayores.

En el caso de Bonds y Clemens, que saltaron de merodear el 37% en en el 2013 al 61% en el 2021, la diferencia entre uno y otro segmento de votantes ha sido hasta de un 11%, lo que de repetirse, básicamente los mantendría fuera en su último año de elegibilidad.

Con Ortiz, quien debuta este año en la boleta, es difícil proyectar un resultado final por no existir antecedentes para establecer comparaciones. De todos modos, ya el popular "Big Papi" quisqueyano superó por mucho el 5% que garantiza seguir en la boleta para el año siguiente.

Ortiz, quien jugó la mayor parte de su brillante carrera con los Boston Red Sox, a los que ayudó a ganar los campeonatos de 2004, 2007 y 2013, busca convertirse en el cuarto dominicano (junto a los lanzadores Juan Marichal y Pedro Martínez y el jardinero Vladimir Guerrero) con una placa en Cooperstown.

La BBWAA ha disfrutado del privilegio exclusivo para considerar a jugadores recientemente retirados para el Salón de la Fama desde 1936, cuando se realizó la primera votación. El tamaño del jurado varía ligeramente de año en año, pero el número se ha establecido en alrededor de 400 en los últimos tiempos.

En el 2021, cuando la BBWAA no eligió a ningún nuevo integrante del Salón de la Fama por novena ocasión en la historia, votaron 401 escritores, incluyendo 14 que devolvieron sus papeletas en blanco, un récord de todos los tiempos.

Solamente hubo un precedente en el cual el gremio de los periodistas no escogió a ningún candidato en años consecutivos: en 1945 y 1946, después de la Segunda Guerra Mundial. La BBWAA no tuvo una boleta en 1940, 1941, 1943, 1944, 1957, 1959, 1961, 1963 y 1965.