Kike Hernández: "Eliminación no es culpa de Kershaw"

Enrique Hernandez, jardinero izquierdo titular con Los Angeles Dodgers, respaldó a su compañero de equipo Clayton Kershaw, quien aceptó la responsabilidad de la derrota frente a Washington Nationals.

“No es culpa de él, nos pusimos rápido adelante 3-0, Walker (Buehler) hizo tremendo trabajo, nos mantuvo en el juego, y tuvimos muchas oportunidades de anotar más carreras y no lo hicimos. Kershaw que diga que es culpa de él, lo entiendo, es una persona sumamente humilde, siempre tiene el corazón en la manga, pero no es culpa de él, si hubiésemos anotado más carreras después de los dos jonrones que hubo, como quiera hubiéramos ganado el juego. Es una pérdida de 25 jugadores y no de uno solo”, dijo un cabizbajo Kike, desde los vestidores al término del juego.

Clayton Kershaw aceptó parte de la responsabilidad en la eliminación de Dodgers ante Nationals, en el quinto juego de la Serie Divisional de la Liga Nacional: “Tenía un trabajo que hacer, sacar tres outs, hice el primero, pero no los otros dos”, dijo Kershaw.

Walker Buehler, quien salió ovacionado del campo, lanzó por espacio de seis episodios y dos tercios, permitió cuatro hits y una carrera, hasta que fue relevado por Clayton Kershaw. Kershaw ponchó a Adam Eaton para terminar la séptima entrada, y el manager Dave Roberts, no dudó en dejarlo para el octavo episodio. Sin embargo, en dos lanzamientos consecutivos, dio dos jonrones para que se empataran el juego a tres carreras.

“Duele, llevamos los dos últimos años perdiendo la Serie Mundial y este año pues todos aquí pensábamos que, de los últimos tres años, este era el mejor equipo. Nadie pensaba que después de 106 victorias en la temporada regular nos iríamos en la primera ronda”, dijo Hernandez.

En el décimo episodio, Howie Kendrick al bat para Nationals pegó un Grand Slam que selló la remontada final de 7-3 ante el conjunto angelino. Es el primer Grand Slam en extrainnings de un juego decisivo, en la historia de la postemporada de Grandes Ligas. En el vestidor visitante hubo champagne, mientras que en el de casa, lágrimas.

“Somos hombres y lo que sea, pero aquí todos nos queremos, todos teníamos un sentimiento de que este año era el año y perdimos”, finalizó Kike.

Los Washington Nationals se medirán a St. Louis Cardinals en la serie de Campeonato, por el banderín de la Liga Nacional. Es la primera vez que la franquicia de Nationals como tal, desde 2005 a la fecha, avanza a dicha instancia.