¿Qué hacer entre las series de velocidad?

ESPN Run

Cualquier runner que quiera progresar debe seguir una rutina de entrenamientos, que ordene las sesiones contemplando días de fondos en los que se hacen más distancias, jornadas de descanso, y otras en las que se entrena la velocidad.

Estas últimas, también llamadas "entrenamientos de series" consisten en correr de forma intercalada o fraccionada, recorriendo determinadas distancias a los ritmos o intensidades que especifica la planificación, y realizando un tiempo de descanso entre ellas.

Y en este punto surge una pregunta: ¿qué se debe hacer en esas pausas? ¿Trotar suave, caminar, o mantenerse quietos? La respuesta depende del objetivo de ti entrenamiento, ya que los tres tipos de recuperación tienen consecuencias diferentes en nuestro organismo.

Vamos por partes. Por un lado, detenerse en medio de las series alivia el stress y el impacto, especialmente entre repeticiones cortas y rápidas para crear velocidad y fortaleza. Si vas a hacer esto, procura evitar reclinarte hacia adelante, llevando tus manos sobre las rodillas, ya que esto puede provocarte mareos.

Por otra parte, caminar en los descansos entre repeticiones de por lo menos 400 metros beneficia más a los principiantes, ya que de esta forma se reduce rápidamente el ritmo cardiaco al tiempo que se mantiene el fluido de la sangre para eliminar productos residuales. Por último, trotar suave entre cada pasada mantiene tu frecuencia cardíaca más estable, extiende la distancia de tu entrenamiento y simula la fatiga que ocurre en una carrera.

También, de esta forma estarás enseñando a tu cuerpo a controlar las pulsaciones bajando el ritmo de trote durante una competencia. Por lo tanto, este último método es más recomendable para descansar entre la mayoría de las rutinas que se realizan con esfuerzos casi totales.

¿Cómo descansás entre pasadas de velocidad?