Los beneficios de la manzana para la dieta del runner

ESPN Run

Una de las frutas más recomendadas para cualquier tipo de dietas, especialmente para las que buscan bajar de peso es la manzana. Esto se debe al bajo aporte calórico que presenta, ya que una estas frutas de tamaño mediano contienen apenas 95 calorías para los 4.4 gramos de fibra dietética. Además, esta refrescante fruta es capaz de proporcionarnos importantes cantidades de vitamina C y otras sustancias llamadas fitoquímicos, con propiedades anticancerígenas y antioxidantes, evitando así el envejecimiento de los tejidos. Con todo esto, la manzana nos ayuda a mantener mantienen en perfecto estado al sistema inmunológico, encargado de defender al organismo de enfermedades.

Pero eso no es todo, y hay otras razones para incluirla en la dieta diaria de cualquier runner: su sabor dulce se debe a que posee buena cantidad de fructosa, azúcar cuya principal característica es que se asimila con lentitud en el organismo y ayuda a controlar los niveles de glucosa en sangre. Y como si fuese poco, su contenido de fibra y cascarilla provocan sensación de saciedad y combaten el estreñimiento, motivo más que suficiente para volverlo un producto ideal en dietas para bajar y controlar el peso corporal. No obstante, tal vez la gran virtud de este fruto reside en su alto contenido de pectina, que es un tipo de fibra soluble que cuenta con gran cantidad de cualidades positivas. La primera de ellas es que ayuda a que el cuerpo disminuya los niveles de colesterol en sangre, ya que de acuerdo con estudios realizados se ha establecido que consumir dos manzanas al día puede hacer descender hasta en 10% el nivel de este tipo de grasas. Además, otra ventaja de esta sustancia es que protege al organismo contra los efectos de la contaminación ambiental, debido a que favorece la eliminación de metales nocivos como plomo, mercurio y cesio, así como otras sustancias tóxicas que los habitantes de las grandes urbes inhalan.

Por último, en cuanto a aportes de minerales la manzana nos proporciona calcio, magnesio, potasio y ácido fólico. Por todo esto, la manzana es un alimento ideal para consumir antes de entrenar, que puede verse potenciada si es acompañada de cereales o frutos secos como almendras, avellanas o nueces, ya que de esta forma tendrá un mayor aporte en calorías.

¿Qué frutas sueles incluir en tu dieta?